Provincia de Cádiz

Los hoteles de Chiclana despuntan entre los más rentables del país

  • Exceltur sitúa al Novo como el cuarto destino de costa con más ingreso por habitación · Chiclana, Tarifa y Conil mejoraron su rentabilidad entre 2008 y 2011 pero El Puerto se desplomó

Chiclana es el cuarto destino para pasar las vacaciones con mayor rentabilidad hotelera de la costa nacional por detrás de Ibiza, el municipio mallorquín de Santanyi y San Bartolomé de Tirajana, en Las Palmas. Durante el año pasado, los hoteles del Novo Sancti Petri alcanzaron una cifra de 68 euros en su RevPAR (ingreso por habitación disponible), que es el principal indicador para valorar el rendimiento financiero de un empresa hotelera. Ibiza logró un RevPAR de 74,2 euros y Santanyi y San Bartolomé, de 68,2, según los datos del Barómetro de Rentabilidad y Empleo elaborado por la Alianza para la Excelencia Turística (Exceltur), que sitúa la media nacional de este indicador en 49,7 euros.

El informe de Exceltur mantiene al primer destino turístico de la Costa de la Luz entre los más importantes del país pese a que identifica un descenso de la rentabilidad con respecto a 2010 del 1,9%.

Los destinos de las islas Canarias y de Baleares lideran la clasificación de rentabilidad "gracias al tirón de la demanda extranjera motivada por el redireccionamiento de turistas extranjeros ante la inestabilidad geopolítica del norte de África", según argumenta Exceltur. La alianza señala como "destinos ganadores" a aquellos que han conseguido "un posicionamiento diferenciado y donde se ha iniciado una renovación de parte de su oferta", como Ibiza, y los que tiene una oferta de alojamiento de mayor categoría y un diseño urbanístico más cuidado, el caso de Chiclana y Adeje (Tenerife). Los "perdedores", a juicio de Exceltur, son los caracterizados "por una madurez de sus instalaciones turísticas, congestión urbanística y posicionamiento en segmentos de demanda masiva de menor capacidad de gasto". Como ejemplos, cita a Almuñecar (Granada), Fuengirola (Málaga) y Roquetas del Mar (Almería), entre otros.

Entre los 50 destinos de costa analizados por la organización, Conil ocupa el puesto décimo sexto con un RevPAR de 53,3 euros, al nivel de Mogán (Las Palmas) y Estepona (Málaga); Tarifa, el puesto vigésimo quinto, justo la mitad de la clasificación con unos ingresos por habitación disponible de 47,5, prácticamente idéntico al de Salou (Tarragona); y El Puerto, cuarto destino gaditano, ocupa la posición número 38 del total de 50 con un RevPAR de 37,6 euros. Cádiz capital está incluida entre los destinos urbanos, de ahí que no aparezca en esta clasificación.

Como en el caso de Chiclana, el barómetro destaca el comportamiento negativo en 2011 de Tarifa, con una caída de su rentabilidad hotelera de 2,4% con respecto al ejercicio anterior, y de El Puerto, que experimentó la cuarta mayor caída de los 50 destinos en liza con un índice RevPAR un 8,6% menor que el de 2010. Conil aumentó su registro un 5,2%, mientras que la variación media de los destinos vacacionales del país fue de un incremento del 11,4%. El peor comportamiento de los destinos gaditanos se explica por su mayor dependencia del turismo nacional.

Exceltur elabora su informe con datos de la encuesta de ocupación hotelera del INE. El barómetro presentado ayer incluye como novedad una comparación de los resultados de 2011 con los de 2008 con el objetivo de analizar la evolución de los destinos en los tres años de crisis económica. Entre sus conclusiones, la alianza turística señala que los destinos de costa han resistido mejor que los destinos urbanos como consecuencia del "tirón coyuntural y atípico de la demanda extranjera en 2011", del menor crecimiento de la oferta hotelera, la "mayor resistencia de las vacaciones de las familias en momentos tradicionales del año frente a la caída de las escapadas urbanas", y el mayor impacto de la crisis en el segmento de viajeros de negocios.

Así, los destinos de costa lograron incrementar su ingreso por habitación disponible un 5% entre 2008 y 2011, de 47,4 a 49,7 euros, mientras que los destinos urbanos cayeron un 10,6% en el mismo periodo hasta los 48,9 euros.

Tarifa, con una mejora del 7,8%, Chiclana (6,5%) y Conil (6,1%) han experimentado una evolución positiva durante la crisis y se mantienen entre los destinos más caros del país para veranear. Tarifa registró en 2011 un precio medio por habitación de 108,4 euros mientras que Chiclana se situó en 107,4. Ambos son el tercer y cuarto destino con mayor precio medio de la costa, solo superados por Marbella (117,4) y Sitges (108,7).

De los cuatro destinos costeros de Cádiz analizados, El Puerto es el que más ha sufrido la crisis. Vio decrecer su ingreso por habitación disponible un 5,1% entre 2008 y 2011 uno de los peores registros del barómetro turístico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios