Provincia de Cádiz

El centro de las ciudades sufre por el incremento de los supermercados

  • El casco antiguo de Jerez, municipio con más terreno dedicado a grandes áreas, ha perdido más de 300 negocios en 10 años

 "La puesta en funcionamiento de la nueva zona comercial de Luz Shopping termina de conformar el  puzzle comercial de Jerez. Y las perspectivas no son buenas. Más bien todo lo contrario". Quien así habla es Manuel García Santos, presidente de la asociación de comerciantes Asunico, el cual recuerda que "cuando el Ayuntamiento aprobó la apertura ya dije que se acababa de firmar la defunción del comercio jerezano".

En la actualidad el centro, en un virtual eje central que iría de la calle Porvera a Madre de Dios, alberga en la actualidad unos 600 comercios, 300 menos que hace diez años. Y con muchísimo menos personal.

 

Tanto García Santos como Fernando García, presidente de la asociación de comerciantes Acoje, coinciden en señalar que el contingente humano al que el centro urbano ha empleado ha descendido prácticamente a la mitad desde los años previos al boom del ladrillo. Cifran que en la actualidad da empleo de forma directa a unas 3.500 personas y de forma indirecta a unas 3.000. "Hace apenas unos años ese contingente era casi el doble", apunta el presidente de Asunico, un comerciantes que asegura no saber "a dónde nos llevará esta situación, pero lo que es absolutamente claro es que la oferta comercial de Jerez es un sinsentido y que nuestra muerte está siendo agónica. Hay quienes piensan que hubiera sido mejor algún tipo de inyección letal para evitarnos tanto sufrimiento".

 

Una de las últimas bombas que han estallado ha sido el paso atrás dado por la omnipotente Inditex, que cerrará a mediados de enero, y una vez concluida la campaña navideña, una de sus mayores tiendas del centro: Bershka. La crisis y el elevado alquiler de 12.000 euros mensuales han favorecido el cierre, habiendo quienes aseguran que el paso atrás del grupo de Amancio Ortega puede ser mucho mayor. Pese a todo, y a estas alturas, lo cierto es que el grupo gallego sigue sumando pues recientemente abrió dos establecimientos en Luz Shopping.

 

La especialización sigue siendo nombrada como el maná que servirá para que el comercio del centro se mantenga, aunque el impacto de la crisis provoca situaciones tan paradójicas como la que el viernes narraba a este medio el veterano comerciante Federico López Tejedor, dueño de una conocida tienda de trajes de fiesta en la ahora semidesierta calle Honda. "El día 15 de diciembre me tomaré unas vacaciones. La verdad es que estoy abriendo más que nada para no aburrirme. Sé que no voy a vender trajes de fiesta para fin de año porque, entre otras cosas, apenas hay cotillones. Aprovecharé para pintar y arreglar asuntos. Pero lo que es indudable es que esto ya no es lo que era".

 

Entre las debilidades del centro se encuentra su difícil accesibilidad, el precio de los parkings "así como la imagen tremendamente deteriorada que nos han reportado huelgas y conflictos... Quienes se están yendo no están retornado. Hasta pienso que hay que buscar una nueva cantera de emprendedores que abran negocios", señala García Santos quien añade que entre lo positivo de este enclave se encuentra "el ambiente y el entorno. No es lo mismo comprar aquí que en una gran superficie. Eso nadie lo puede negar". Para hacerse una idea de lo difícil que se ha tornado mantener un negocio en el centro de Jerez valga señalar que "desde 2006 a la actualidad las ventas han caído un 60%, un porcentaje que ha llevado a muchos negocios al cierre y a otros a estar sumidos en una especie de negra cuenta atrás".

 

Fernando García es igualmente pesimista, si bien sostiene que al igual que sucede con la hostelería -"para llenar bien el estómago hay que venir al centro y para tener comida rápida todo el mundo sabe dónde hay que ir"- la especialización del centro es su gran salvavidas. "Una cosa es comprar saldos y otra muy distinta una prenda que te va a durar años", señala a la vez que dice que "hay aspectos en los que el centro de Jerez no tiene competencia". "Además el dinero que se invierte aquí se queda en Jerez y, de una forma u otra, termina revirtiendo en una ciudad tan degradada como es Jerez en la actualidad".  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios