Provincia de Cádiz

Tercer día sin recogerse la basura por el cierre de Las Calandrias

  • La concesionaria de la planta confía en resolver el conflicto con el Ayuntamiento "en días" · El Consistorio inicia los trámites para pagar a la gestora de las instalaciones

Por tercer día consecutivo, la planta de tratamiento de residuos de Las Calandrias, ubicada en Jerez y gestionada por la UTE conformada por Sufi y Verinsur, sigue cerrada a los camiones del servicio de recogida de El Puerto. Aunque desde la empresa concesionaria de estas instalaciones se apuntó que la situación está "en trámites de solución", los operarios de FCC siguen sin poder recoger la basura ya que no tienen donde descargarla, de ahí que en algunos puntos de la ciudad ya comiencen a verse contenedores llenos.

A lo largo de la jornada de ayer hubo algún que otro avance en el conflicto que mantiene las sociedades gestoras con el Ayuntamiento, un enfrentamiento que radica en las discrepancias por las tarifas que debe abonar el municipio por el uso de la planta. La concesionaria de Las Calandrias sostiene que la revisión de precios propuesta fue aceptada previamente por la empresa municipal de aguas de Jerez, propietaria de las instalaciones, y es la que aplica también al resto de ayuntamientos. En cambio, el Consistorio no acepta la cuantía ya que entiende que hay una doble aplicación del IPC en algunos de los conceptos de la tarifa.

La disputa se cierne sobre los precios que debían aplicarse desde abril del año pasado. Por ello, el Ayuntamiento ha rechazado en estos meses las facturas que le presentaba Las Calandrias mostrando así su disconformidad con la cuantía fijada. En cambio, sí le ha ido abonando las correspondientes al ejercicio de 2010, donde sí hubo un acuerdo, según las explicaciones dadas ayer por el presidente de la UTE Sufi-Verinsur, José Sanz. Esto explica que la edil de Economía y Hacienda, Leocadia Benavente, asegure que, a día de hoy, el Ayuntamiento no tiene "ninguna factura contabilizada pendiente de pago" con la concesionaria. El Ayuntamiento trató de reforzar el pasado jueves su posicionamiento llevando al Pleno una propuesta de precios en base al criterio de aplicación del IPC que defiende, y que difiere del que estima la gestora de la planta de tratamiento. Y ayer se apresuró en comunicárselo a la empresa municipal de aguas de Jerez y en iniciar los trámites para hacer un primer pago en base a estos precios.

Mientras, el responsable de la concesionaria de Las Calandrias aseguró que se levantará la prohibición de descargar a los camiones del servicio de recogida de El Puerto una vez que el Ayuntamiento pague, al menos, parte de lo adeudado hasta ahora aunque confió que esto pueda solventarse en cuestión de "días". Incluso, indicó que es necesario que ambas partes se sienten a negociar en las próximas semanas para resolver esta discrepancia de forma definitiva puesto que en abril debe procederse a una nueva revisión de tarifas.

En cambio, el Gobierno local ha acusado en reiteradas ocasiones a la concesionaria de no querer dialogar, de ahí que se haya instado a los responsables de la empresa municipal de aguas de Jerez a que investiguen un supuesto incumplimiento de los convenios firmados para el uso del tratamiento de la planta de residuos. De hecho, la edil exigió ayer a la gerencia de la sociedad municipal jerezana que se sigan "manteniendo reuniones que ayuden a determinar los conceptos y las cuantías" de los abonos por parte del Ayuntamiento por el uso de Las Calandrias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios