Provincia de Cádiz

Peligran los puestos de trabajo de más de 5.000 personas con discapacidad

  • La Junta no abona desde hace años las subvenciones a los centros especiales de empleo · Un empresario de Chiclana, con 40 trabajadores minusválidos, no cobra desde 2009

La Asociación de Centros Especiales de Empleo de Andalucía (Aceca), que agrupa en Andalucía a 135 centros especiales de empleo con más de 5.000 trabajadores a su cargo, ha denunciado los retrasos en las subvenciones que les corresponden por creación y mantenimiento de puestos de trabajo para personas con discapacidad. Estos incentivos se encuentran recogidos en los presupuestos de la Junta de Andalucía, pero afirman que algunos de los retrasos en los cobros (algunos incluso concedidos) se remontan a 2007.

Uno de estos centros especiales de empleo pertenece a Francisco Sánchez, que dirige una empresa en Chiclana dedicada a servicios de limpieza y mantenimiento. El 90% de su plantilla tiene alguna minusvalía, ya sea física, psíquica o sensorial. Asegura que no recibe subvención alguna desde el año 2009, por lo que, desde entonces, ha estado "tirando con los recursos de la empresa". Sánchez se queja de que "llega un momento en que ya no pueden más", puesto que no pueden enfrentarse a los problemas derivados de la morosidad, ni hacer frente a los enormes gastos que supone el mantenimiento de la empresa.

A pesar de todo, reconoce ser un privilegiado, y es que, según denuncia, existen empresas tanto en Cádiz como en Sevilla, que llevan más de cuatro meses sin poder pagar las nóminas de sus trabajadores.

Afirma que si hasta hace dos años las subvenciones se otorgaban "alegremente", ahora "todo está parado". Según sus palabras, la Junta de Andalucía se limita a decirles que la resolución de cada expediente se resolverá cuando la administración tenga fondos.

Por otro lado, señala que la dinámica que antes se seguía para cobrar los incentivos no beneficiaba a las grandes empresas y se basaba en un adelanto del 75% del importe de las subvenciones, que se completaba al año siguiente si el empresario había mantenido la plantilla en su totalidad.

Actualmente los empleados de su empresa cobran la mitad de su sueldo a primeros de mes y la otra mitad a finales y se les adeuda la paga extraordinaria de Navidad.

Aceca tiene previsto organizar una asamblea extraordinaria en julio para evaluar su problemática. Desde la entidad aseguran que, de no darse una reacción positiva por parte de la Consejería de Empleo, adoptarán "medidas de mayor repercusión social", para lo que contarán con el apoyo del Cermi (organización andaluza que representa a las personas con discapacidad) y Feacem (Federación Nacional de Centros Especiales de Empleo).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios