Provincia de Cádiz

Loaiza llama a la unidad política y pide flexibilidad a Defensa y a la Junta

  • El alcalde convoca una junta de portavoces extraordinaria para el próximo miércoles

 El alcalde isleño, José Loaiza, dio ayer un paso adelante para abanderar la unidad política contra el cierre del hospital de San Carlos, que inevitablemente se producirá si no media un acuerdo entre el Ministerio de Defensa y la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía. 

Con un marcado tono institucional, el regidor anunció la convocatoria de una junta de portavoces extraordinaria para el próximo miércoles para informar detalladamente a los cinco grupos municipales de la situación en la que se encuentra el hospital de San Carlos y conseguir esa unidad de acción que pretende afianzar ese frente común contra el cierre de las instalaciones que trabajan la plataforma y el movimiento vecinal en la sociedad isleña. 

"Es necesaria esa unidad de acción en un asunto tan importante y trascendente como es la asistencia sanitaria de la ciudadanía isleña y la necesidad de que La Isla, equiparándose así al resto de ciudades andaluzas de más de 50.000 habitantes, pueda contar con un hospital público", afirmó Loaiza. 

El alcalde también anunció la remisión de sendas cartas al ministro de Defensa y a la consejera de Salud -Pedro Morenés y María Jesús Montero- en las que reclama a ambos flexibilidad y sensibilidad para con La Isla. 

Loaiza busca en esta reunión de la junta de portavoces del próximo miércoles la unidad sin fisuras de toda la Corporación Municipal ante el cierre de San Carlos, más allá de las diferencias políticas existentes entre PP -en el Gobierno central- y PSOE e IU, en la Junta de Andalucía. 

Las tensiones políticas entre formaciones de uno y otro signo en el ámbito local respecto a este problema podrían malograr una nueva tentativa de solucionar un problema 'de ciudad'. Es lo que el regidor quiere evitar a toda costa. "Resulta imprescindible estar juntos en este reto que se nos presenta", apuntó. Un reto que pasa -apuntó- "por evitar la defensa parcial de quienes actualmente se encuentran en litigio [Ministerio de Defensa y Junta de Andalucía] y por cuyo acuerdo pasa el que San Fernando pueda tener una mejor sanidad pública y un hospital al servicio de todos". 

"Espero que todas las partes extremen su prudencia", dijo Loaiza al aludir a las últimas declaraciones realizadas por el delegado de la Junta en Cádiz, el isleño Fernando López Gil, que tras reunirse con la plataforma y varios colectivos ciudadanos tildó de "oportunidad histórica" los once millones de euros que la Junta ha puesto sobre la mesa. "Hay que evitar politizar este asunto y crear disensiones que sólo conseguirían que San Fernando fracasara en su intento por tener un centro hospitalario propio", aseveró. "Dicen que Defensa debe revisar sus cuentas -apuntó al aludir a la petición de la plataforma y de los vecinos- pero también la Junta tiene que mostrarse más flexible. Ambos deben negociar y, por tanto, ambos tienen que reconducir sus posturas". 

El alcalde, de esta forma, insistió en esa necesaria unidad de acción -primero en la política- "para poder luego reclamar a todo el pueblo su necesario concurso en la manifestación que va a convocarse para primeros de marzo, tal y como ha apuntado ya la plataforma". 

El protagonismo -dijo- debe recaer en la ciudadanía. "Nuestro objetivo exclusivo será conseguir que Defensa y la Junta lleguen a un acuerdo. Sólo de esa forma podremos conseguir la utilización del hospital de San Carlos e impedir que La Isla pierda, no sólo la oportunidad de contar con un equipamiento sanitario, sino con una empresa que también genera riqueza y empleo en nuestra ciudad", aseguró ayer al valorar las noticias conocidas a lo largo de la última semana que han puesto en entredicho la continuidad de San Carlos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios