Provincia de Cádiz

Interior blinda el litoral gaditano con una torre fija del SIVE en Chipiona

  • El Ministerio ha adjudicado a la empresa Amper el desarrollo y la instalación de una unidad estable con la que se completa el sistema de vigilancia en toda la provincia

La malla tecnológica de seguridad que rodea el litoral gaditano estará sellada en los próximos meses. El Ministerio del Interior ha adjudicado a la empresa Amper el desarrollo y la instalación de una estación sensora fija del SIVE (Servicio Integrado de Vigilancia Exterior) en Chipiona que permitirá sondear de manera estable toda la Costa Noroeste hasta la desembocadura del río Guadalquivir. La unidad se suma a las dos de tipo móvil disponibles en la actualidad en esta zona, además del servicio de patrulla de la Guardia Civil incorporado recientemente. Con la implantación de este último dispositivo de radares e identificación de embarcaciones queda blindado por completo el litoral gaditano frente a la entrada de droga y la llegada ilegal de inmigrantes.

La previsión es que la nueva torre de Chipiona entre en funcionamiento "en los próximos meses", probablemente entre los últimos compases de 2009 y las primeras semanas de 2010, según anunció el diputado gaditano y vocal de la comisión de Interior del Congreso, Salvador de la Encina.

La dotación tanto de nuevas infraestructuras como de más equipos operativos (medios técnicos y humanos) era uno de los compromisos adquiridos, "y cumplidos", por el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, ante el incremento del narcotráfico en el estuario del Guadalquivir en los últimos años como consecuencia de la presión ya ejercida en el resto del litoral gaditano a través del SIVE. Fruto de esta decisión política, en los últimos meses se ha implantado el tercer grupo Greco de la provincia, que tiene su sede en Jerez; se ha dotado de una nueva patrullera de la Guardia Civil al área de Sanlúcar y ahora se procede a la instalación de la torre de vigilancia en Chipiona que tiene un radio de acción de diez kilómetros y es capaz de detectar cualquier embarcación, incluso durante la noche, a través cámaras de vídeo e infrarrojas. La imagen captada, que tiene alto contraste e inmunidad frente a las condiciones meteorológicas adversas, se visiona en tiempo real por medio de una panel de pantallas instalado en los centros de control. En caso de clasificarse como un objeto sospechoso o amenaza, se calcula su posición y trayectoria y se determina la intervención de los equipos más próximos de la Guardia Civil.

Las primeras torretas se colocaron en 2001 entre Algeciras y Tarifa y progresivamente se han extendido a lo largo del litoral hasta Cádiz, de ahí que la Costa Noroeste haya registrado en los últimos años un repunte del narcotráfico que ahora se tratará de erradicar con el blindaje total del SIVE.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios