arcos

Gambín ve su gestión "responsable y seria" tras dos años de alcalde

  • Realiza un balance de su mandato al frente del Consistorio con el objetivo de no aumentar la deuda

El alcalde socialista, Isidoro Gambín, el día que tomó posesión de su cargo hace dos años. El alcalde socialista, Isidoro Gambín, el día que tomó posesión de su cargo hace dos años.

El alcalde socialista, Isidoro Gambín, el día que tomó posesión de su cargo hace dos años. / ramón aguilar

"Seguiremos gestionando con seriedad y responsabilidad. No queremos aumentar la deuda que tiene esta ciudad". Ésta fue la reflexión que el alcalde de Arcos, Isidoro Gambín, realizó ayer tras cumplirse dos años desde su investidura para gobernar el municipio.

El regidor socialista dibujó una semblanza de lo que han sido estos dos años de su mandato, recordando los obstáculos que se encontró cuando accedió a la Alcaldía y los proyectos y acciones que ha abanderado en este tiempo. "Nos encontramos una deuda de 64 millones de euros y con la casualidad de que la PIE (Participación de los Ingresos del Estado) fue embargada justo a la semana de que accediéramos a la Alcaldía, con lo que tuvimos que gestionar el Ayuntamiento con 620.000 euros menos al mes", recordó el alcalde. Isidoro Gambín habló de las vicisitudes que se encontró como una plantilla municipal "sobredimensionada y sin la posibilidad de pedir anticipos", una fuerte deuda a proveedores, 5.800 parados locales y "dos Ayuntamientos" paralelos: "uno por cada partido de la coalición (PP-Aipro), que han producido los gastos que ahora tenemos que asumir". Con todo ello, Gambín dijo que su equipo de gobierno se ha puesto "manos a la obra, aplicando el sentido común para reducir gastos, implementando una oficina de compra y reduciendo la plantilla a los 150 trabajadores", entre otras medidas. "Hemos tenido la valentía de aplicar medidas impopulares para no arruinar la gestión municipal ni tampoco a los proveedores locales. Hoy intentamos estar al corriente y pagar las deudas", añadió. En este orden de cosas, el alcalde se congratuló por la bajada del paro en la localidad en 901 personas en los últimos dos años.

Recordó la reforma de las ordenanzas fiscales para atraer la inversión privada al pueblo. Enumeró, con ello, el fomento de algunos proyectos que se implantarán en la localidad como el circuito de velocidad, un centro hípico, un proyecto para un nuevo centro comercial a la altura del bar El Beleño, una planta de prefabricados, la ampliación de la planta de microalgas, entre otras. Se refirió también al "fin del enchufismo municipal", utilizando "mecanismos legales como las bolsas o los servicios sociales, que ha hecho que se contrate con transparencia y dentro de la legalidad". Gambín habló de otros logros en materia educativo y de la ejecución de obras, con la colaboración de las administraciones superiores.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios