Libia

La ayuda humanitaria llega a Misrata tras estar cuatro días bloqueada por Gadafi

  • Un barco con 180 toneladas de alimentos y suministros médicos ha atracado en el puerto, que estaba cerrado por falta de seguridad.

Un barco con un cargamento de 180 toneladas de ayuda humanitaria alcanzó el puerto de Misrata, que permanecía bloqueado desde hace cuatro días debido a las condiciones de inseguridad, informó el portavoz de la Organización Internacional de Migraciones (OIM), Jean-Philippe Chauzy.

El barco fletado por la OIM, el Red Star One, atracó a mediodía en el puerto de Misrata, donde serán distribuidos alimentos básicos de primera necesidad, como arroz y azúcar, aparte de suministros médicos, sobre todo medicinas, precisó Chauzy.

La embarcación tiene previsto además evacuar a cerca de un millar de refugiados, principalmente trabajadores emigrantes, procedentes en su mayoría de países africanos, que quedaron atrapados en Misrata, asediada y bloqueada desde hace más de dos meses por las tropas del régimen de Muamar al Gadafi.

El Red Star One zarpará desde Misrata rumbo a Bengasi, adonde llevará a los heridos más graves para que puedan recibir tratamiento, aunque la OIM denunció que dos de ellos han muerto en los cuatro días de espera en los que el puerto permaneció cerrado.

El puerto representa la única vía de entrada a Misrata y el acceso a sus muelles se vio bloqueado en los últimos cuatro días debido a los intermitentes y en ocasiones muy violentos bombardeos gadafistas sobre la zona, además de por la presencia de minas anti-barco diseminadas en sus aguas por buques del régimen.

A última hora del martes las condiciones de seguridad mejoraron permitiendo el acceso al puerto, lo que confirmó la OTAN, cuyos dragaminas trabajan todavía para limpiar la última mina que queda en sus aguas. La Alianza anunció que abrió un corredor seguro para que los barcos puedan transitar.

La semana pasada varios buques gadafistas colocaron tres minas en las aguas del puerto de Misrata, según denunció en su momento la OTAN, que ha conseguido recuperar dos hasta el momento.

Por su parte, las autoridades rebeldes en Bengasi acusaron a las tropas del régimen de Gadafi de intentar impedir, con las minas y los intensos bombardeos sobre los muelles de la ciudad, la llegada de ayuda humanitaria a Misrata, donde cada vez escasean más los bienes de primera necesidad, sobre todo suministros médicos y comida para los niños.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios