Mundo

David Miliband presenta su candidatura para liderar a los laboristas

  • El ex ministro de Exteriores británico se postula para sustituir al ex primer ministro Gordon Brown al frente del Partido Laborista.

Comentarios 2

El ex ministro de Exteriores David Miliband presentó hoy su candidatura para sustituir al ex primer ministro Gordon Brown al frente del Partido Laborista. "Seré candidato (...) con un profundo sentido de la humildad y de la responsabilidad que conlleva el cargo y con una gran pasión por los valores y causas que me trajeron al partido Laborista hace 27 años", manifestó Miliband en una declaración frente al Parlamento.

Miliband, de 44 años, fue nombrado secretario del Foreign Office en junio de 2007 por Gordon Brown, cuya renuncia como líder del Partido Laborista tras la derrota de esta formación política en las elecciones del jueves dejó abierta la carrera para su sucesión.

El primer laborista que presenta su candidatura para liderar el partido, que celebrará su próximo congreso a finales de septiembre, hizo su anuncio tras alabar la trayectoria política de Brown. "Me presentó al liderazgo porque pienso que puedo dirigir la reconstrucción del laborismo como la gran fuerza reformadora del cambio económico y social de este país", declaró.

Miliband reivindicó los últimos 13 años de gobiernos laboristas -"hemos logrado mucho"-, pero reconoció que "esta es una nueva era, con nuevos peligros, oportunidades y posibilidades". "No siendo ya el partido en el poder, tenemos que ser los que generemos el cambio real en todo el país, con una profunda renovación y un compromiso real con la gente", dijo.

Según Miliband, la coalición de Gobierno entre conservadores y liberal demócratas deja a los laboristas "la responsabilidad de convertirse en una fuerza unificadora" del centro-izquierda. "Esta es la tarea que tenemos por delante", subrayó el ex ministro, quien expresó su confianza en que la carrera para lograr el liderazgo del Partido Laborista sea entre muchos candidatos.

Miliband lanzará formalmente su campaña en South Shields (norte de Inglaterra) la semana que viene, pero su intención es viajar desde ya por todo el país para hablar con las bases laboristas, pero también con los votantes de otros partidos. "El liderazgo no consiste sólo en hablar. También se trata de escuchar. A partir de mañana viajaré por todo el país para conversar con la gente de nuestro partido y también con quienes no nos votaron para entender por qué, y para conocer sus esperanzas, sus aspiraciones y sus temores", subrayó.

David Miliband, casado y con dos hijos, era el nombre en boca de todo el mundo para la sucesión al frente del Partido Laborista, incluso antes de que llegara la derrota electoral del 6 de mayo. Cuenta con el respaldo de los barones del partido, pero puede tener más problemas para convencer al grupo parlamentario y a los sindicatos, con los que no ha tenido mucha relación y que también tienen capacidad de decisión en esta elección.

En las últimas horas, dos ex ministros expresaron por adelantado su respaldo a Miliband: el ex titular de Defensa Bob Ainsworth y el ex titular de Interior Alan Johnson, quien a su vez se descartó como posible candidato para eliminar las especulaciones en torno a él. Es previsible que en las próximas horas se den a conocer otras candidaturas, entre ellas las del ex ministro de Energía y Cambio Climático Ed Miliband, el hermano pequeño de David, la del ex ministro de Educación Ed Balls y la del parlamentario Jon Cruddas, que representa al ala más izquierdista del Partido Laborista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios