Primer contacto

Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV, un polivalente familiar para viajar… o para la ciudad

  • El lanzamiento del Kia XCeed 1.6 PHEV viene acompañado del de otra versión del Ceed, también híbrida enchufable y eminentemente práctica: la del Tourer. 50 km de autonomía eléctrica, un maletero de 437 litros y un precio desde 25.950 euros son su tarjeta de visita.

Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV, un polivalente familiar para viajar… o para la ciudad Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV, un polivalente familiar para viajar… o para la ciudad

Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV, un polivalente familiar para viajar… o para la ciudad

El Kia Ceed Tourer es la variante familiar del Ceed . Respecto al cinco puertas es 28 cm, de modo que alcanza los 4,61 m de largo. Tiene como principal atractivo, además de un acceso más cómodo por la altura y forma del hueco de las puertas posteriores, una altura superior en las plazas traseras -97 cm frente a 94 cm- o un maletero más capaz -con medidas oficiales, de 625 litros frente al de 395 del hatchback- sin que sus precios sean diferentes cuando utilizan motores de gasolina y diésel.

Ahora, otra de las cuestiones que diferencian al cinco puertas del familiar es que éste cuenta con una versión híbrida enchufable: el Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV. Un híbrido así no está previsto para el Ceed de cinco puertas. Ambas carrocerías sí compartirán, sin embargo, motores de combustión con el sistema eléctrico de 48 voltios.

La llegada del Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV es relevante también en tanto que este modelo cuenta entre sus tres versiones con una básica por 25.950 euros. Con este nivel eDrive el Ceed familiar es hoy el modelo híbrido enchufable más asequible del mercado. Eso sí conviene tener en cuenta que ese precio se origina cuando, sobre la tarifa oficial, se aplican los descuentos de la marca y las ofertas de financiación, e incluso los 500 euros que se rebajan del precio de no instalar el enchufe de carga previsto como parte de la dotación de todos los PHEV de Kia.

Maletero, la razón de ser del Tourer

Si el precio es una de las ventajas de este modelo, otra es el maletero. Cierto que con las baterías ocupando parte del piso -como en el XCeed aquí se dividen en dos bloques, con el otro bajo la banqueta trasera- se reduce su capacidad a 437 litros -188 litros menos que las versiones sólo con motores térmicos- pero aún así sigue mostrando un espacio de carga muy razonable, incluso para viajar. Hasta en nuestras mediciones hemos encontrado unos pocos más: 457 litros.

No es tan capaz como los otros Kia Ceed Tourer por la presencia de las baterías bajo el piso y que dejan una altura, hasta la toldilla, de sólo 41 cm; pero sigue siendo un espacio de carga amplio. No es tan capaz como los otros Kia Ceed Tourer por la presencia de las baterías bajo el piso y que dejan una altura, hasta la toldilla, de sólo 41 cm; pero sigue siendo un espacio de carga amplio.

No es tan capaz como los otros Kia Ceed Tourer por la presencia de las baterías bajo el piso y que dejan una altura, hasta la toldilla, de sólo 41 cm; pero sigue siendo un espacio de carga amplio.

Además, es muy práctico contar con dos portillas que son parte del piso y que, al abrirse, dan paso a sendos huecos: uno profundo, de 28 cm, en el que es posible alojar el kit de reparación de pinchazos, el cable de carga terminado en un conector shucko y algunos objetos más; el otro, tan largo como el anterior con casi un metro de largo, más bajo (9 cm) y con elásticos para sujetar el triángulo de emergencia y hueco sobrado para más pequeños objetos. Aún habría otro menor a la izquierda del maletero de mucho menor tamaño.

Tan adaptado a viajar como a recorridos diarios

Precisamente los largos trayectos pueden ser una de las cualidades de este Kia Ceed 1.6 PHEV en tanto que resulta muy cómodo, estable y la potencia combinada de su motor eléctrico y 1.6 de gasolina aporta 141 CV con los que tiene una respuesta vivaz.

Son 105 CV del motor de gasolina y 60,5 del eléctrico, alimentado por dos bloques de baterías que suman una capacidad de 8,9 kWh: suficiente para homologar 50 km (WLTP) de alcance sólo con su energía. Son 105 CV del motor de gasolina y 60,5 del eléctrico, alimentado por dos bloques de baterías que suman una capacidad de 8,9 kWh: suficiente para homologar 50 km (WLTP) de alcance sólo con su energía.

Son 105 CV del motor de gasolina y 60,5 del eléctrico, alimentado por dos bloques de baterías que suman una capacidad de 8,9 kWh: suficiente para homologar 50 km (WLTP) de alcance sólo con su energía.

Además, puede gastar muy poco combustible en viajes largos en tanto que, si se usa el modo híbrido, el motor de combustión está bien apoyado por la electricidad que, por otro lado, se recupera con relativa rapidez en marcha. También porque la autonomía total, la de la batería y la que proporciona el depósito de combustible, aunque sea sólo de 37 litros y no el de 50 de otras versiones, puede ser razonablemente alta.

En los desplazamientos más cortos, los que pueden darse en el día a día, la ventaja del Kia Ceed 1.6 PHEV respecto a otros coches es que, si son de menos de 50 km, incluso puede no necesitar que el motor de gasolina arranque porque esa es la capacidad que brinda la electricidad que puede reponerse mediante la conexión a un enchufe. Uno doméstico le sirve e, incluso, puede ser de hasta 3,3 kW, de modo que para recorrer esos 50 km sólo con electricidad el coste puede ser muy bajo, de poco más de 2 euros: todo un reto para el compacto Diesel de mejor rendimiento.

El juego de las diferencias

Respecto a los otros Kia Ceed Tourer la parrilla y el paragolpes, con un rediseño de la zona de los antiniebla, distinguen a simple vista a este PHEV. Dentro, además del indicador de carga que domina el salpicadero, los botones específicos de carga, el modo Driver Only de la climatización que permite aclimatar sólo la zona del pasajero para no malgastar energía si viajamos solos, o la botonera que permite elegir entre el funcionamiento híbrido, eléctrico o el modo Sport, con la respuesta más enérgica del sistema de propulsión.

Sólo pequeños detalles lo diferencian de otros Ceed no híbridos. La instrumentación o la pantalla central dan información específica para el aprovechamiento y control del sistema híbrido. Sólo pequeños detalles lo diferencian de otros Ceed no híbridos. La instrumentación o la pantalla central dan información específica para el aprovechamiento y control del sistema híbrido.

Sólo pequeños detalles lo diferencian de otros Ceed no híbridos. La instrumentación o la pantalla central dan información específica para el aprovechamiento y control del sistema híbrido.

Con los dos acabados más altos, el eTech y el eMotion, el Kia Ceed 1.6 PHEV tiene el panel de instrumentos digital Supervisión de 12,3” con información específica para este híbrido; así como la pantalla central de 10,25” con navegador, cámara trasera, compatibilidad con la conexión Android Auto y Apple CarPlay o los servicios de conectividad que ofrece la marca. Se pueden conectar vía Bluetooth hasta dos teléfonos y esta pantalla también admite dividirla para visualizar hasta tres aplicaciones diferentes. También, sirve para controlar o programar cargas.

Como otros coches electrificados, el Kia Ceed Tourer 1.6 PHEV se puede beneficiar de algunas de las ventajas que la marca ofrece como la garantía de cambio, la ayuda a la instalación del punto de carga, el uso de los concesionarios de la red para cargar la batería, siete años de garantía…

Tres niveles de equipamiento, con el eDrive marcando el precio más asequible para un híbrido enchufable hoy. Tres niveles de equipamiento, con el eDrive marcando el precio más asequible para un híbrido enchufable hoy.

Tres niveles de equipamiento, con el eDrive marcando el precio más asequible para un híbrido enchufable hoy.

Las versiones eTech cuestan 1.706 más que las eDrive incorporando en su equipamiento el ya mencionado navegador, instrumentación digital, cargador inalámbrico para el móvil y llantas de aleación; mientras que las eMotion, por 29.506 euros, suman el techo solar panorámico, los cristales tintados, pedales metálicos, sensores de aparcamiento delantero y el sistema de asistencia al aparcamiento. Como ayudas a la conducción de serie disponen del sistema de detección de vehículos en el ángulo muerto y del reconocimiento de señales de velocidad. En los eDrive, que son los básicos por 25.950 euros, el equipamiento de serie son las llantas de aleación de 16”, el sistema de asistencia de mantenimiento de carril, el de detección de fatiga del conductor, el de advertencia de colisión frontal, los faros LED, el panel de instrumentación de 4,2”, la pantalla central de 8” con cámara de estacionamiento y conexión Android Auto y Apple CarPlay, el control de velocidad de crucero o los sensores de aparcamiento trasero.

Sólo hay opciones funcionales disponibles para el eMotion, el más alto de los tres niveles, que se reúnen en un pack Premium que cuesta 2.500 euros. Lo componen un sistema de asistencia a la frenada capaz de reconocer, además de coches, personas; el conjunto de control de velocidad de crucero y el asistente que mantiene al Ceed en el centro del carril y varios elementos de confort: volante y asientos calefactados, la ventilación de estos últimos o sus reglajes eléctricos, entre otras funciones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios