Jazz

Desafiando límites

  • El sello discográfico de Chicago International Anthem ejemplifica el ecléctico y renovador estado de la improvisación contemporánea

El batería Makaya McCraven es uno de los pesos pesados del sello. El batería Makaya McCraven es uno de los pesos pesados del sello.

El batería Makaya McCraven es uno de los pesos pesados del sello.

Aunque algunos despistados sigan contemplando al jazz como un exánime objeto de museo, nadie medianamente informado puede negar la fase de ebullición que vive hoy su abierta parcela creativa. Sumido en un diligente proceso de ramificación y multiplicidad que subraya por enésima vez su permeable vocación, algunos nuevos sellos han asumido el proceso de grabación y difusión de algunas de sus más valiosas propuestas, publicadas en CD, vinilo, digital e incluso en el también recuperado casete. Y entre ellos, International Anthem Recordings Co. (IARC) de Chicago puede presumir de haber congregado en su catálogo a un selecto ramillete de músicos dispuestos a disipar los contornos de las etiquetas.Es imposible obviar el influjo ético y estético de la legendaria Association for the Advancement of Creative Musicians (AACM) creada en Chicago en 1965 en esta iniciativa fundada por Scottie McNiece y David Allen en 2014. Aunque sus perfiles industriales, culturales y raciales sean distintos y las coyunturas políticas y sociales también, ambos están unidos por el deseo de aportar un oxigenante enfoque musical además de un contestatario compromiso político manifestado en títulos y textos de composiciones.

El arranque lo protagonizó el cornetista y artista Rob Mazurek con su Alternate Moon Cycles (2014). Dos extensas y ambientales piezas que McNiece definió con precisión: "Una pintura de Rothko, donde no hay nada y todo al mismo tiempo". El veterano Mazurek venía acreditado por compactos proyectos que iban de la Exploding Star Orchestra al Chicago Underground Collective. En ambos también aparecía la imponente figura del guitarrista Jeff Parker, miembro además del grupo de postrock Tortoise y de la propia AACM. Sus excelentes álbumes en IARC -The New Breed (2016) y Suite For Max Brown (2020)- combinan a la perfección esa mixtura de activismo político y trance estético que define a la etiqueta y que agrupa sin fisuras hip-hop, electrónica, dub, afrofuturismo, folk o música contemporánea.

La trompetista Jaimie Branch. La trompetista Jaimie Branch.

La trompetista Jaimie Branch.

El batería Makaya McCraven se ha convertido en otro de los pesos pesados de la marca. In The Moment (2015) y Universal Beings (2018) encarnan su cara más orgánica y dinámica sin volver la cara al free, al influjo oriental o al homenaje como el dedicado a Gil Scott-Heron en su estupendo We're New Again (2020). Las aportaciones a sus trabajos de otros nombres dominantes de la contemporaneidad jazzística como Tomeka Reid, Joel Ross o Nubya Garcia dejan claro los principios colaborativos de estos proyectos, asumidos con gusto por la discográfica. Por ello, no resulta extraña la inclusión del saxofonista Shabaka Hutchings en un cuarto de invitados como prueba de la conexión con la también remozada escena londinense, reforzada por el directo Where We Come From (Chicago x London Mixtape) (2018), suscrito por McCraven pero en el que suman las cuotas de Soweto Kinch, Theon Cross, Joe Armon-Jones, Nubya Garcia y Kamaal Williams.

La trompetista Jaimie Branch y su proyecto Fly or Die es uno de los programas más aplaudidos del catálogo IARC. Moldeado en dos álbumes -Fly or Die de 2017 y Fly or Die II: Bird Dogs of Paradise (2019)- su plural e irreverente música (también rastreable en el álbum Kudu (2018) de su dúo Anteloper junto a Jason Nazary de Helado Negro) relanza la categórica crítica política barajándola con el ejercicio introspectivo. Su perfil personal subraya además la raíz punk de algunos de estos músicos, al igual que ocurre con los creadores del sello.

Portada del debut discográfico del bajista Junius Paul. Portada del debut discográfico del bajista Junius Paul.

Portada del debut discográfico del bajista Junius Paul.

En este escenario, resulta irrebatible el interés de IARC por huir de arquetipos y protocolos: desde el multidisciplinar collage Where Future Unfolds (2019) del artista Damon Locks y su Black Monument Ensemble en el que cruzan muestras de discursos y grabaciones de la era de los Derechos Civiles con improvisaciones y bailes asociados a góspel, jazz o hip-hop producidas en directo, a Ben LaMar Gay y su compendio Downtown Castles Can Never Block The Sun (2018) pasando por Angel Bat Dawid -cuyo brillante The Oracle (2019) fue elegido por la publicación británica Wire como segundo mejor álbum del pasado año-, el jugoso disco homónimo (2019) del colectivo Resavoir, el sorprendente prisma latino-psicodélico de Dos Santos, el apabullante debut del bajista Junius Paul con Ism (2019), el femenino trío de cuerdas Hear in Now o los intensos trabajos de Irreversible Entanglements como su reciente Who Sent You? (2020) marcados por su instinto free. Todos ellos y otros como el inglés Alabaster DePlume o el aporte electrónico de Freddie Douggie integran esa comprometida y suculenta avanzadilla que, desde Chicago, quiere y debe seguir desafiando los límites.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios