Pasarela

La escapada francesa de Enrique Ponce con su novia

  • El torero, que toreó en Nimes, aprovechó para hacer turismo y algunas compras con la almeriense Ana Soria.

Enrique Ponce y Ana Soria, paseando por Nimes. Enrique Ponce y Ana Soria, paseando por Nimes.

Enrique Ponce y Ana Soria, paseando por Nimes. / Semana

Románticos y disfrutando cada día de su relación Así están viviendo Enrique Ponce y Ana Soria estos días de septiembre en los que su romance continúa siendo el centro de atención. No solo porque el torero aún permanece a la espera de firmar su divorcio de Paloma Cuevas, sino también porque son varias las voces, incluida la de Carmen Lomana, amiga de la empresaria, que apuntan a que Cuevas podría estar pensando en abandonar España y comenzar una nueva vida junto a sus dos hijas.

Ver esta publicación en Instagram

Surgió la magia en el coliseo...! #nimes #francia #coliseoromano #sentir #vivir #amareltoreo #enriqueponce

Una publicación compartida de Enrique Ponce (@enriqueponce) el 19 Sep, 2020 a las 5:46 PDT

Mientras, el diestro ha optado por guardar silencio, también en las redes sociales, hasta este fin de semana, cuando volvió a Instagram para desvelar dónde se encontraba: en Nimes (al sur del Francia) para participar en una corrida. Esta vez sí le acompañó su novia almeriense, con la que fue fotografiado haciendo compras y paseando.

Ponce le dedica la faena en Nimes a su novia (extrem o superior derecho de la foto), sentada junto a una amiga. Ponce le dedica la faena en Nimes a su novia (extrem o superior derecho de la foto), sentada junto a una amiga.

Ponce le dedica la faena en Nimes a su novia (extrem o superior derecho de la foto), sentada junto a una amiga. / Gtres

La estudiante de Derecho ha vuelto a hacer las maletas para acompañar a su pareja en un compromiso profesional del que salió airoso y por la puerta grande. Tras el éxito de la tarde torera, nada mejor para celebrarlo que con una romántica cita para dos que esta vez tuvo como escenario las calles de Nimes.

Situada en la Costa Azul, la ciudad está repleta de monumentos de la época romana, como el Puente del Gard, la Arena, el Maison Carrée o la Torre Magna a los que seguro Ana y Enrique hicieron una visita, convirtiendo así un viaje de trabajo en uno muy romántico.

Enrique Ponce y Ana Soria, durante su paseo por Nimes. Enrique Ponce y Ana Soria, durante su paseo por Nimes.

Enrique Ponce y Ana Soria, durante su paseo por Nimes. / Semana

Aunque no iban cogidos de la mano, como en otras ocasiones, la pareja disfrutó mucho del paseo, como dejó claro Soria en sus redes sociales, donde compartió una imagen de la romántica tarde.

Pero las obligaciones laborales hicieron que la pareja pusiera rumbo a España el domingo, donde ya se encuentran de vuelta a su rutina diaria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios