España

La insatisfacción con el sistema no afecta a la monarquía parlamentaria

  • Los ciudadanos quieren una normativa electoral más proporcional, pero son más reacios a cambios radicales

Imagen de archivo del Pleno del Congreso de los DIputados. Imagen de archivo del Pleno del Congreso de los DIputados.

Imagen de archivo del Pleno del Congreso de los DIputados.

Seis de cada diez españoles no están satisfechos con el funcionamiento de la democracia. Sólo entre los votantes declarados del PSOE la aprueban (54%), mientras que los más críticos son inmensa mayoría (81%) entre los de Vox. De hecho, hay un 28% de los que se dicen simpatizantes del partido de extrema derecha que aseguran que “a veces es preferible un Gobierno autoritario a uno democrático”.

Metroscopia Metroscopia

Metroscopia / Dpto. de Infografía

En cambio, el 80% de los participantes en la encuesta de Clima Social realizada por Metroscopia en este mes de julio creen que el sistema vigente en España es preferible a cualquier otra fórmula. El porcentaje es similar (78%) al de los españoles que creen que los más de 40 años de monarquía parlamentaria son “el periodo en el que mejor ha estado nuestro país en toda su historia”.

Resulta llamativo acudir al sesgo por partidos en esta cuestión, pues son los votantes cercanos a Vox quienes más censuran el sistema. El 40% cree que hubo épocas mejores, frente al 25% de Unidas Podemos, partido que tradicionalmente ha criticado la Transición posterior a la dictadura y sus consecuencias.

A pesar de este descontento, los consultados por Metroscopia no son en exceso partidarios de implantar grandes cambios en el sistema para, por ejemplo, desbloquear el proceso de investidura. Hay consenso (90%) en la necesidad de reformar el sistema electoral para mejorar la proporcionalidad entre los votos que reciben los partidos y los escaños que los representan en el Congreso.

Además, el 82% aboga por reducir “a una o dos semanas” el plazo para la formación del Gobierno después de los comicios, como ocurre en Dinamarca. El porcentaje de apoyos se reduce al 62% cuando se pone sobre el tablero la posibilidad de que el cabeza de lista del partido más votado quede automáticamente investido como jefe del Ejecutivo.

Metroscopia Metroscopia

Metroscopia / Dpto. de Infografía

Esta fórmula pospondría las negociaciones para poder poner en marcha las políticas o, si es posible, armar una coalición o un acuerdo de gobernabilidad. Los cambios más radicales son apoyados por una mayoría de votantes, pero con matices. El 55% de los encuestados aprueban el modelo griego, que establece que la formación más votada recibe una prima adicional de escaños para facilitar la formación del gobierno.

Al 67% de afines al PSOE les agrada esta idea, mientras que el 60% de votantes de Unidas Podemos censura esta posibilidad. Por otra parte, el 54% de los participantes en el sondeo avalan que los partidos deban cambiar sus candidatos si por falta de acuerdo para la investidura hay que repetir las elecciones. Aquí son los votantes de Ciudadanos y Vox –67% y 68%, respectivamente– los que abogan en mayor proporción por esta propuesta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios