España

El crimen de Laura reabre el debate sobre la prisión permanente

  • Sánchez ha respondido a Casado que el castigo "existe ya" en el Código Penal y "no ha evitado" el asesinato de Luelmo

Pedro Sánchez y Carmen Calvo Pedro Sánchez y Carmen Calvo

Pedro Sánchez y Carmen Calvo / EFE

Comentarios 1

La clase política ha reaccionado al crimen de Laura Luelmo reabriendo este miércoles en el Pleno del Congreso el debate parlamentario sobre la prisión permanente. Más allá de la condena unánime de este asesinato, se ha producido un duro cruce de reproches entre el PP, de una parte, y el Gobierno y Unidos Podemos, de otra.

El primero en sacar a colación este asunto ha sido el líder del PP, Pablo Casado, quien ha aprovechado una pregunta sobre Cataluña en la sesión de control al Gobierno para expresar su solidaridad con la familia de Luelmo y pedir que no se derogue la prisión permanente revisable, vigente desde su aprobación en 2015.

Pese a que, tal y como ha recordado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, este castigo "existe ya" en el Código Penal y "no ha evitado" el asesinato de Luelmo, Casado ha considerado que es la mejor fórmula para que "los asesinos y violadores estén donde tienen que estar, en la cárcel".

Así, a la declaración institucional de condena del martes y a las muestras de pésame a la familia y de repulsa por el crimen, expresadas por varios de los diputados y miembros de Gobierno en sus intervenciones, se ha unido también la polémica.

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha criticado, en declaraciones posteriores en los pasillos, que Casado "haya utilizado el dolor" por el asesinato de Luelmo para una "intervención política" en el Congreso. Algo que considera "inexplicable" e "improcedente" por parte de un cargo público.

El propio ministro de Justicia, Fernando Grande-Marlaska, ha iniciado su respuesta a una de las preguntas para dejar constancia del "compromiso" del Gobierno y los cuerpos policiales en hacer todo lo posible por "crear un espacio de seguridad" en que las mujeres "puedan ser tan libres como los hombres".

Y ha lamentado que el caso de Luelmo ya solo se podrá llegar a esclarecer los hechos, gracias a la profesionalidad de los cuerpos policiales, y poner al supuesto culpable a disposición judicial.

Pero la réplica más contundente a Casado ha venido de la portavoz de Unidos Podemos, Ione Belarra, quien ha calificado de "absolutamente infame" el uso que considera que ha hecho del asesinato de Luelmo y ha comparado su actitud con la unos "vendedores de armas" que ante cualquier crimen dijeran que todo el mundo debe llevar pistola.

"Déjenos en paz porque no necesitamos pistoleros ni prisión permanente revisable, lo que necesitamos son políticas públicas que nos protejan antes de que nos maten, ¡basta ya!" ha espetado Belarra a Casado antes de iniciar su pregunta a Calvo.

En su respuesta, la vicepresidenta del Gobierno ha agradecido la intervención de Belarra, en defensa de la seguridad de las mujeres, una cuestión por la que "la derecha no ha hecho nunca nada", ha reprochado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios