España

Sánchez apela a la unidad y Casado ve a PP y Cs como la única opción en Euskadi

  • El presidente del Gobierno vuelve a afear la falta de apoyo de los populares durante la crisis

  • El líder del PP considera que votar al PNV sólo es eficaz para mantener en el poder al actual Ejecutivo

Sánchez junto a la candidata vasca Idoia Mendia Sánchez junto a la candidata vasca Idoia Mendia

Sánchez junto a la candidata vasca Idoia Mendia / EFE

Pedro Sánchez apeló este domingo, en su primer acto electoral de la campaña vasca, a la unidad del PP para salir de la crisis mientras que el líder de los populares, Pablo Casado, presentó su coalición con Cs como "la única alternativa constitucionalista" en el País Vasco.

En un mitin en San Sebastián, el presidente del Gobierno pidió a los populares unidad para salir de la crisis tras fracasar su "acoso y derribo al Gobierno" y reivindicó la cogobernanza para encarar la reconstrucción del país. Mensaje que contestó Casado desde Labastida (Álava) advirtiendo que la "única receta de Sánchez es paro, impuestos y despilfarro".

En su intervención, el líder del PP afirmó que las siglas populares en el País Vasco representan "mucho más que un voto" y la coalición PP y Cs es la única alternativa al PNV y al PSE y también a que "los de Bildu y Podemos sigan apoyando a Sánchez en el Congreso".

Casado consideró que votar al PNV sólo es eficaz para mantener en el poder a Pedro Sánchez y a Pablo Iglesias, no para parar sus políticas económicas y de ruptura de las alianzas europeas.

A Bruselas también se refirió Sánchez en su discurso y pidió a los populares que "si no quieren apoyar al Gobierno, al menos que no estorben" ante la difícil negociación de los próximos meses para definir las ayudas a la reconstrucción económica y social.

Sánchez, que aropó a la candidata a lehendakari, Idoia Mendia, insistió en la cogobernanza para encarar la crisis a la que no se debe hacer frente, dijo, "ni con recentralización" que reclama la derecha, ni con el "egoísmo localista" que, a su juicio, preconizan los nacionalistas.

Y esa fórmula de cogobernanza, remarcó, "es el presente y futuro de Euskadi, España y Europa".

También el lehendakari y candidato a la reelección, Íñigo Urkullu, ofreció este domingo un mitin en el centro Tabakalera de San Sebastián.

Urkullu mandó un mensaje a Bildu al que criticó por usar "dos varas de medir" la violencia tras no condenar los incidentes ocurridos este domingo en el acto electoral de Vox en Sestao (Vizcaya).

El lehendakari tildó de "inaceptable" que en la Euskadi de 2020 haya quienes, ante unas vulneraciones de derechos humanos, "pongan el grito en el cielo" y, ante otras, "miren para otro lado y las jaleen".

También el líder de Vox, Santiago Abascal, intervino en un mitin en Laguardia (Álava), que se desarrolló sin incidentes.

Abascal centró su discurso en recordar los hechos violentos acaecidos en sus anteriores actos electorales y ha insistido en responsabilizar de los mismos al lehendakari, Iñigo Urkullu, y al departamento vasco de Seguridad.

El líder de Vox aseguró que es muy difícil poder presentar su programa electoral porque en Euskadi todavía se está "reconquistado lo básico, la libertad", y ha resumido que su objetivo es liberar al País Vasco del "yugo nacionalista" que representan el PNV y Bildu y que se ha logrado con la "traición" de PSOE y el PP, que se han convertido en "cómplices" del nacionalismo.

A Vox también aludió en un acto electoral el coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi.

Desde Agurain (Álava), Otegi animó a los vascos a votar el próximo 12 de julio con el objetivo de "dejar el casillero de Vox a cero" y al PP "en la mínima expresión" en el Parlamento Vasco, lo que "pasa por que EH Bildu crezca".

Desde Elkarrekin Podemos-IU, el mensaje electoral fue más de reconstrucción y menos centrado en el adversario.

La candidata de esta coalición a lehendakari, Miren Gorrotxategi, prometió reforzar la sanidad pública y blindarla en los presupuestos si llega al Gobierno Vasco.

Para ello, anunció que invertirán 4.000 millones de euros adicionales en los próximos cuatro años en sanidad: "Además de aplaudir a los trabajadores de la sanidad y mejorar sus condiciones de trabajo, tenemos que estar preparadas para responder tanto a los problemas de salud diarios, como a cualquier crisis sanitaria".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios