El Puerto

El órdago del armador del Vapor

  • Motonaves Adriano insta al Ayuntamiento a que compre o alquile la emblemática motonave · El Gobierno local sostiene que la propuesta del propietario busca "especular con los sentimientos de El Puerto"

Comentarios 8

El nuevo armador del Vaporcito, Manuel Ramos, defendió ayer sus planes de futuro para la emblemática embarcación. Advirtió que, tal y como se explotaba hasta su hundimiento el pasado año en el muelle de Cádiz, no es rentable económicamente por lo que plantea un cambio de "filosofía" de este servicio. A su entender, la motonave tendría que estar destinada para el "turismo de grupos" donde se ofrecerían distintas rutas en función de la demanda. Eso sí, descartó que pudiera recuperarse una frecuencia regular entre El Puerto y Cádiz, tal y como hacía el Vapor, ya que "no hay tantos pasajeros como para cubrir el gasto que tiene". En este sentido señaló que el barco "no puede estar yendo y viniendo de Cádiz diariamente porque ya hay unos catamaranes que hacen ese recorrido y lo hacen de una manera más eficiente, más rápida y más barata".

Por ello, indicó que la nueva gestora de la sociedad propietaria de la embarcación apuesta por ofrecer un servicio discrecional en función de lo que planteen los operadores turísticos con distintas rutas que incluiría no solo la Bahía sino también la Costa Noroeste y el río Guadalquivir.

Por lo tanto, criticó que el Ayuntamiento exija que El Puerto siga siendo el puerto base de la motonave, de ahí que le haya presentado una propuesta, que va en la línea de ser más bien un órdago. Para ello, según lo expuesto por el armador, se insta al Consistorio a que compre o alquile la embarcación para, de este modo, explotarla en base al criterio que estime más adecuado. Incluso, va más allá y fija los precios de la hipotética operación. Así, estima que la adquisición rondaría los 900.000 euros si se compra antes de la reparación y 1,3 millones de euros si se hiciera una vez culminados los trabajos. Mientras, si optara por el alquiler, el coste anual sería de 360.000 euros más IVA en un contrato que debería tener una duración de, al menos, cinco años.

Esta propuesta es la respuesta que el armador ha realizado a la que presentó semanas atrás el Gobierno local tras conocerse que el Grupo de Desarrollo Pesquero de la Costa Noroeste le ha concedido una subvención de unos 109.000 euros con la condición de que realice rutas turísticas por Sanlúcar, Chipiona y Rota.

El Ayuntamiento portuense considera que, a día de hoy, no puede conceder ningún tipo de subvención debido a la situación de crisis pero sí se ofrece a acometer una serie de ayudas "en especie". Entre ellas se encuentra unas mejoras en el atraque provisional de Las Galeras y el adecentamiento de los alrededores del atraque del catamarán, que sería el punto donde debería ubicarse el Vapor una vez se inicie la construcción del puente a la altura de los bloques de Pescadería. Por otro lado, el Consistorio se compromete a costear la señalización del nuevo atraque y a la ejecución de una campaña de promoción de la embarcación, además de tratar de gestionar ayudas de otras administraciones.

No obstante, ayer el Gobierno local se apresuró a valorar la "contrapropuesta" presentada por Motonaves Adriano. Así, la edil de Turismo, Patricia Ybarra, indicó que ve "difícil" que pueda asumirla el Ayuntamiento aunque ha sido transmitida al resto de grupos políticos para que la valoren. En un comunicado, la responsable municipal indicó: "Si bien entendemos que una empresa privada busque su rentabilidad, creemos que esta propuesta evidencia la falta de suficiencia económica para reparar el buque y la intención del armador de especular con los sentimientos de El Puerto".

Finalmente, el Ayuntamiento insiste en que El Puerto debe continuar siendo el puerto base de la motonave aunque no se opondría a que tuviera "un segundo puerto" en Chipiona en los meses "en los que la climatología es demasiado adversa" para navegar por la Bahía y, así, poder realizar paseos por el río Guadalquivir. Según Ybarra, "de esta manera la ciudad mantendría la embarcación sobre la que ha volcado tanta parte de su historia reciente y la propiedad no vería mermadas las posibilidades de obtener unos fondos que contribuyan a su reparación".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios