El Puerto

Otro escenario, pero el mismo guión

  • El Cabildo de Peral acogió ayer su primer pleno tras la reforma con nuevas caras en la Corporación

Distinto continente, mismo contenido. El nuevo Ayuntamiento de la plaza Isaac Peral acogió en la mañana de ayer su primer pleno municipal tras la rehabilitación del edificio y aunque todo debía ser nuevo, en realidad la sesión sonó repetitiva ya que abordó en buena parte de sus puntos algunos de los asuntos más manidos de los últimos meses, como el retraso de los presupuestos municipales, la ordenanza de la zona naranja o las dificultades que encuentra la oposición a la hora de acceder a la información municipal.

Sí hubo dos novedades, dos caras nuevas en la Corporación tras la toma de posesión de los ediles Ángel González Arias (PSOE), en sustitución de Aouicha Ouaridi y de María del Carmen Vaca Abelenda (Independientes Portuenses) en sustitución de Antonio Díaz Aznar. Queda aún por cubrir la vacante dejada por el popular Diego Muñoz, algo que tardará un poco más por las complicaciones en la tramitación de la renuncia de la siguiente persona en la lista electoral, que reside en el extranjero y dejará paso a Gonzalo Ganaza. Las dos tomas de posesión fueron la cara más amable de la sesión, que se desarrolló con sonoras protestas en el exterior por parte de los inquilinos de las viviendas municipales.

El nuevo salón de plenos, que carece de ventanas hacia el exterior, dispone además de menos aforo que el de la plaza del Polvorista (apenas cabe 40 personas en los asientos previstos para el público) por lo que muchos vecinos tuvieron que quedarse fuera en esta ocasión, no sin ruidosas quejas que arreciaron cuando los ediles salieron en un inciso del pleno a tomar café.

No obstante, sí estaban entre el público representantes de otros colectivos afectados por problemas laborales, como algunas de las trabajadoras de la empresa de Ayuda a Domicilio y la plantilla del Centro de Recursos Ambientales (CRA). En el primer caso una representante habló en nombre del colectivo y pidió medidas para evitar los continuos impagos que se producen en el servicio, así como tener acceso a un futuro pliego de condiciones de cara a una nueva adjudicación del contrato. Con respecto a la plantilla del CRA, tras acceder a la gestión del centro la empresa FCC se han anunciado ocho despidos y cuatro traslados, lo que fue duramente criticado por los grupos de la oposición. En este caso la moción conjunta presentada por PSOE, IU e IP para la readmisión de los despedidos fue refrendada por unanimidad, así como la creación de una bolsa de empleo.

Durante buena parte de la sesión la encargada de presidir el pleno ayer fue la edil de Economía y Hacienda, Urbanismo y Personal, Leocadia Benavente.

La nota más dramática la aportó el matrimonio formado por Josefa González y José Antonio Escalona, que desde hace meses reside de forma precaria en una vivienda rural en Chipiona, con una familia de diez miembros. La pareja perdió la casa que tenía en El Tejar y se encuentra a la espera de obtener una vivienda municipal. La edil de Bienestar Social se comprometió con ellos a facilitarles el alquiler provisional de una vivienda en El Puerto en tanto Suvipuerto no les facilite una solución definitiva al grave problema por el que atraviesan.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios