El Puerto

Merkum ya debe dos nóminas pese a tener casi 19 millones en ayudas

  • La empresa afincada en El Puerto, propiedad de los inversores que construirán en Visteon, alega dificultades financieras a pesar de tener aprobadas subvenciones hasta el próximo año

La empresa Merkum, ubicada en el polígono Las Salinas en El Puerto, debe dos nóminas a sus trabajadores. Este hecho sería tristemente habitual en la provincia si no fuera porque esta empresa, vinculada al grupo empresarial gallego que pretende desarrollar la actividad en la antigua Visteon, tiene aprobadas ayudas públicas que se alargan hasta el año que viene.

Este periódico pudo conocer ayer, de fuentes sindicales, que toda la plantilla de Merkum lleva dos meses sin cobrar. Pero, incluso, los responsables del proyecto que pretende revitalizar la extinta fábrica de Visteon con Plasticur Reciclados, también deben la misma cantidad de sueldos a los trabajadores que ya ha contratado para esa actividad, a pesar de que aún no haya comenzado.

Estas fuentes explicaron que toda la plantilla de Merkum está hoy formada por siete trabajadores que procedían de Visteon. Comenzaron a trabajar hace dos años con un sueldo de unos 1.400 euros. Además, otros tres empleados con algún tipo de minusvalía y tres ingenieros: uno de ellos venía de Visteon y aún permanece. Los otros dos ingenieros se han marchado, uno a la UCA y otro a Dragados porque, según las fuentes consultadas, "no le veían futuro ". En total, 13 personas más los directivos.

Hasta la fecha Merkum no había tenido problemas e incluso se abría un futuro interesante con la participación de este negocio en la otra gran apuesta de estos empresarios gallegos: la fabricación de autobuses eléctricos. Sin embargo, la falta de financiación que ya alegaron hace unos meses parece haber afectado a esta planta.

Pero, es más, estas fuentes también confirmaron que los empresarios de origen gallego ya habían contratado a personal para el proyecto de Plasticur, pese a no haber comenzado aún su actividad. Tres de ellos procedían de la antigua Cádiz Electrónica y, un grupo de entre 7 y 10 personas, vino traslado desde la fábrica de este grupo empresarial en León. Uno de ellos, añadieron las fuentes, ha sido despedido recientemente. Todos, al igual que en Merkum, no cobran desde hace dos meses.

Se da la circunstancia de que esta empresa ha tenido una inusitada actividad en cuanto a ayudas públicas se refiere. Así, desde el año 2010, el negocio tiene aprobados ayudas públicas por valor de 18,9 millones con varias particularidades. Una de ellas, que alguna se extiende hasta el próximo ejercicio 2015 y, otra, que son concedidas para proyectos que van desde el desarrollo de sistemas para fibra óptica al sistema de tracción para autobuses eléctricos.

Las más cuantiosas son las aprobadas por el Ministerio de Industria, con cargo a las ayudas Reindus en el año 2010, por importe de 3.755.000 euros en concepto de anticipo, para "creación de un nuevo centro productivo de fabricación de equipos y sistemas electrónicos". Curiosamente, bajo el mismo concepto, Reindus le concede al año siguiente otros 2,5 millones. La otra gran ayuda pública le fue concedida a Merkum en diciembre de 2011 por una cuantía de 4.563.059 euros, relacionada con el sistema de autobuses eléctricos, dentro de las ayudas del Plan Avanza2, de Industria. De la Junta sólo recibió 3.755 euros de la Agencia Idea en 2013.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios