Ciudad

Aumenta el número de particulares que se acogen al bando de fachadas

  • Con la llegada del verano, muchos propietarios aprovechan el buen tiempo y la exención de tasas para mejorar el aspecto exterior de sus viviendas

  • La bonificación en la licencia urbanística llega al 99% del total

La bonificación por la licencia urbanística facilitará a muchos inmuebles lucir en perfecto estado su fachada. La bonificación por la licencia urbanística facilitará a muchos inmuebles lucir en perfecto estado su fachada.

La bonificación por la licencia urbanística facilitará a muchos inmuebles lucir en perfecto estado su fachada. / Fernández Hortelano

El verano es un tiempo que se aprovecha para hacer cosas que resultan más complicadas en otra época del año. Es el momento ideal para acometer obras y reformas, dada la cantidad de horas de luz natural existente. Además, es un momento óptimo para el buen rendimiento de los materiales que se utilizan en el arreglo y adecentamiento de fachadas, paramentos, herrajes y balcones, y también para los trabajos de pintura. No en vano, estos meses se han usado tradicionalmente para el encalado de fachadas, una práctica que en El Puerto se puede dar por perdida.

Sin duda por estos motivos, y también por una mayor disponibilidad de tiempo, se están produciendo en las juntas de gobierno local que se celebran en el Ayuntamiento un aumento del número de particulares y comunidades de propietarios que han tramitado licencias urbanísticas para el resanado y pintado de las fachadas de sus viviendas.

Uno de los edificios que se han acogido al bando de fachadas promulgado el presente año. Uno de los edificios que se han acogido al bando de fachadas promulgado el presente año.

Uno de los edificios que se han acogido al bando de fachadas promulgado el presente año. / Fernández Hortelano

El asunto es de agradecer, porque además supone un aumento de actividad y contratación en el sector de la construcción sostenible, que tiene en el casco histórico un amplio campo en el que desarrollarse, con un alto valor añadido por su repercusión en la cultura, el turismo y en otros campos.

Aunque parezca paradójico, la mayor parte de las solicitudes de licencias para adecentar fachadas de casas y edificios se producen en el casco urbano, y lo hacen acogiéndose al bando de fachadas, que este año entró en vigor el 15 de marzo, siendo alcalde David de la Encina, y que estará vigente hasta el 20 de diciembre de 2019. En dicho bando se especifican los motivos que justifican y dan sentido a la bonificación de hasta un 99% en el pago de la tasa municipal por solicitudes de tramitación de Licencias Urbanísticas, autorización de Obra Menor y declaración responsable de Obra Menor, “en virtud de lo previsto en el artículo 9 de la ordenanza fiscal”.

Dichos motivos son “embellecer y dignificar el centro histórico, contribuyendo cada cual desde su posición... Se requiere a los propietarios, comunidades de propietarios y asociaciones de vecinos, para que procedan al blanqueo de sus fachadas y al pintado de sus balcones, cierros y ventanas, a fin de que la ciudad luzca con todo su esplendor y se mantenga el concepto que El Puerto de Santa María merece, tanto a visitantes como residentes en cuanto a ornato y limpieza de sus edificios”.

De esta forma, la Junta de Gobierno Local celebrada el miércoles 14 aprobó licencias urbanísticas para el resanado y pintado de fachadas de los edificios situados en la calle Diego Niño, 12, Ribera del Río, 10, Aurora, 21 y las Comunidades de Propietarios de Chanca, 18 (incluido el patio) y Durango, 5.

El actual alcalde, Germán Beardo, destaca “la importancia de adecentar el exterior de los inmuebles, tanto para los propios residentes como para el ornato de la ciudad”, incidiendo en que las licencias “se otorgan en un enclave tan necesitado de este tipo de actuaciones como el casco histórico, con la máxima agilización administrativa”.

También la Junta de Gobierno Local de ayer, miércoles 21, abordó la concesión de licencia urbanística solicitada por la comunidad de propietarios de Postigo, 28, “para el resanado y pintado de la fachada del edificio”, y la misma propuesta fue planteada para otra fachada en la calle Ángel Urzaiz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios