Elecciones Municipales Cádiz 2019 La ciudad que soñó la campaña electoral

  • Los partidos han lanzado todo tipo de propuestas que transformarían por completo la ciudad

  • ¿Llegará a materializarse alguna en los próximos cuatro años?

Comentarios 2

La campaña electoral para unas municipales suele ser escenario de debates, de críticas, de polémicas, de cruces de acusaciones entre unos partidos y otros... y de propuestas. La parte constructiva de toda campaña gira en torno a los planteamientos que cada candidatura hace público respecto a sus planes de futuro. Y la que finalizó anoche no ha sido para menos. Los cuatro principales partidos han planteado toda una batería de propuestas concretas que en un caso más que hipotético en el que se llegaran a ejecutar, supondría una transformación por completo de la ciudad hoy conocida.

Una nueva ciudad con todo tipo de equipamientos y edificios singulares en los desérticos Puerto América y Pascual Pery; una avenida de Astilleros con cuatro carriles y aparcamiento subterráneo; un nuevo puerto deportivo para embarcaciones en la Avenida de la Bahía; una ciudad de los niños; una Plaza de España peatonalizada; el Teatro Pemán de nuevo con público y actuaciones; o incluso el nuevo hospital en construcción. De todo se ha escuchado, leído y visto (por medio de las infografías que recrean el proyecto presentado en algunos casos) en estos quince días de campaña.

Las propuestas más llamativas han girado en torno a megaproyectos y ambiciosas promesas como la construcción de viviendas sobre el mar en la Bahía (que el Partido Popular ha vuelto a rescatar confiando en el cambio de gobierno de la Junta de Andalucía, que lo tumbó hace unos años), la transformación de Puerto América (con un hotel, edificios para empresas portuarias y actividad científica de la Universidad, entre otros usos) y de la zona de Pascual Pery (con aparcamiento subterráneo de 1.500 plazas, un segundo hotel, viviendas, un museo para Elcano y un palacio de congresos, además de una explanada de conciertos y edificios para actividad empresarial, de ocio y hostelera); un Palacio de Deportes en el solar del Fernando Portillo; un nuevo diseño para el Paseo Marítimo con terrazas voladizas en plena playa; o el graderío que plantea también el PP para la playa de Santa María del Mar (con el objetivo de potenciar la actividad del surf o la contemplación de los atardeceres, entre otras posibilidades que se abren a esa construcción).

También ha habido propuestas que recordaban a las ya lanzadas tiempo atrás y que nunca prosperaron o que están pendientes de ejecución. Es el caso del Balneario de La Palma, al que se quiere dar un uso turístico y gastronómico (según ha planteado el PSOE) sobre el que ya está trabajando el actual equipo de gobierno; la peatonalización de la Plaza de España (que Adelante Cádiz expone como propuesta electoral cuando el proyecto ya lleva tiempo en marcha); o la rehabilitación del Teatro Pemán (que prácticamente lo han planteado todos los partidos, cuando es una obra que está incluida en los acuerdos del Ayuntamiento con la Universidad a raíz de la cesión del Reina Sofía para sede del Rectorado).

En la ciudad que han soñado los políticos en estos quince días se le cambia el uso actual a diversos edificios y equipamientos. Así, el antiguo IES Rosario para el que Diputación está planteando un uso cultural lo quiere convertir el PP en un centro para empresas con el objetivo de que el emprendedor pueda realizar todo tipo de trámites sin ir de una administración a otra; la Casa de Iberoamérica la quiere convertir el PSOE en centro del conocimiento de Latinoamérica, dentro de una fuerte apuesta cultural que lidera la creación del consorcio Cádiz Monumental para la gestión del patrimonio y que también incluye la implantación en el centro de arte flamenco de la Merced de Instituto Municipal de Arte Flamenco. Los socialistas también proponen un nuevo uso para Náutica: un Centro de Formación Profesional Dual, enmarcado en ese cinturón universitario que va tomando forma y en contraste con el Museo de Arqueología Subacuática que ha propuesto en reiteradas ocasiones el PP.

Pero posiblemente el cambio de uso más llamativo, aunque no se ha conocido realmente a lo largo de la campaña, es el de convertir el antiguo chalé de Varela en un espacio para la memoria democrática; una curiosa e incluso polémica medida que llega de la mano de Adelante Cádiz.

Otros cambios en el urbanismo de la ciudad

Las calles tienen también un lugar importante en esa ciudad que se ha planteado a lo largo de estos días. Así, si las promesas electorales se convirtieran en realidad y todos los partidos ganaran, tendría Cádiz una Plaza de España peatonal (como plantea Adelante Cádiz, aunque el PP plantea, a su vez, eliminar este proyecto actualmente en trámites), una avenida de Fernández Ladreda con aceras más anchas, una calle Bajeles más amplia mediante el retranqueo de la verja de Defensa, o una avenida de Portugal reurbanizada donde el peatón cobra protagonismo frente a los coches (como plantea Adelante Cádiz).

Un Cádiz para perros (con dos playas y renovados parques caninos), con más árboles y espacios verdes (empezando por la recuperación del Jardín Botánico de la trasera de Medicina que plantean Cs y PSOE), o con huertos ecológicos en las azoteas (Adelante Cádiz) redondean esa ciudad que se ha soñado en quince días.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios