Hace 25 años

1987 El buque Cason provoca una nube tóxica en Finisterre

Miles de personas comenzaron ayer a evacuar los pueblos próximos a Finisterre debido a la nube tóxica producida por el mercante Cason, encallado en la Costa de la Muerte.

El buque, de bandera panameña, transporta gran cantidad de bidones de contenido altamente tóxico. Lleva encallado tres días y las medidas tomadas por las autoridades están resultando ineficaces.

A pesar de las llamadas a la calma efectuadas por la Xunta de Galicia y el Gobierno, la población de Finisterre, Muxía y Concurbión, está abandonando precipitadamente la zona y se dirige a Santiago de Compostela, donde hay preparados albergues.

A pesar de la alarma en la zona y de la existencia de una nube tóxica, un portavoz del Gobierno insistió ayer en que "no existe peligro alguno de daños" y que la situación es de "entera normalidad", olvidando que miles de personas siguen huyendo de la zona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios