Economía

Caja Rural del Sur nombra a José Luis García-Palacios presidente

  • El consejo rector de la entidad elige por unanimidad al empresario onubense tras la renuncia de su padre, que deja atrás 47 años de dedicación plena a la caja. Inicia una etapa continuista

José Luis García-Palacios Álvarez José Luis García-Palacios Álvarez

José Luis García-Palacios Álvarez / h.i.

"Ni en el mejor de los sueños lo hubiera podido esperar. Es una responsabilidad muy grande que asumo con mucha ilusión y responsabilidad porque me encuentro ante la quinta entidad financiera de España por su nivel de solvencia". Son las palabras del nuevo presidente de la Caja Rural del Sur, José Luis García-Palacios Álvarez, que ayer fue elegido por unanimidad por el consejo rector de la entidad después de que José Luis García Palacios comunicase su decisión de renunciar al cargo. Se llega así al primer relevo en la dirección de la caja desde su creación, un cambio que pone de manifiesto una vez más el peso de Huelva en la compañía.

La renuncia de quien ha presidido la entidad durante 45 años y ha estado en ella durante 47 (dos como vocal) ha llegado con delicadeza porque García Palacios ha elegido el momento más adecuado para no dejar cabida al mínimo atisbo de incertidumbre en la empresa. Tras la renuncia (que comunicó ayer mismo al consejo), el cambio estaba claro para el resto de miembros del órgano rector de la compañía. Los miembros del consejo rector (con 8 representantes de Huelva, 6 de Sevilla y 2 de Córdoba) dieron su voto a García-Palacios Álvarez, que es miembro del consejo y de la comisión ejecutiva de la entidad desde su constitución, en el año 2000. Un cargo al que llegó después de ser consejero de Caja Rural de Huelva, una de las que dio origen a la entidad actual.

El apoyo ha sido "rotundo y unánime" y eso llena "doblemente" de orgullo al recién nombrado presidente, que a partir de ahora inicia una etapa que será "continuista" porque "la caja está donde está gracias a esa línea que mantiene". Aunque la innovación "siempre tiene cabida", pero "sin dar un giro de timón de 45 grados".Y por ello deja claro que llega a la presidencia de la Caja Rural del Sur para "continuar y potenciar la labor que iniciamos en el año 2000 y que tan buenos resultados nos ha deparado, como lo demuestra el hecho de haber recibido los máximos ratios de las agencias de calificación financiera. Tenemos la confianza de nuestros clientes, una plantilla profesional y comprometida, con unas raíces muy sólidas en el sector agrario y agroalimentario de Andalucía. Estoy convencido -añadía- de que Caja Rural del Sur es una herramienta necesaria, sólida y rentable, sin la cual no se puede entender el desarrollo de la agricultura andaluza. Pondré todo mi trabajo, esfuerzo y dedicación para que lo siga siendo en el futuro".

Ayer fue un día sentimientos algo cruzados para García-Palacios, porque su padre decía adiós y el resto de miembros respaldaba sin titubear su designación y eso "es muy emocionante". Sus primeras palabras fueron precisamente para quien se va, su padre, "cuya figura es irrepetible". Por eso, a partir de ahora siente "una gran responsabilidad y honor al ser continuador de su extraordinaria labor al frente de esta entidad durante tantos años, tiempo durante el cual su desempeño en el cargo no puede tener otro calificativo que el de la excelencia, lo que obliga a mantener los principios básicos que han definido su actuación durante su dilatada presidencia: compromiso, honestidad y total entrega al desarrollo del sector agrario andaluz y español, representando de forma inigualable el cooperativismo en sus más altas cotas."

El nuevo presidente trabaja a partir de hoy para "seguir ampliando su base de clientes con nuevos productos y servicios que nos permitan continuar siendo la mejor opción para el medio rural y el sector agroalimentario, pero también una alternativa competitiva para el cliente urbano, donde la cercanía y el conocimiento de la realidad empresarial y de las personas siga siendo un elemento diferenciador para nuestros clientes y socios". Insiste en que la nueva etapa tendrá "muy presentes nuestros orígenes", es más, se nutrirá de "lo mejor" de cada uno para "seguir siendo el sólido referente financiero del sector agrario en todas sus expresiones, por presencia e implicación, por conocimiento y resolución, aspirando a ser igualmente competitivos en toda actividad económica, porque tenemos la solvencia profesional y el equipo humano preciso para poder hacerlo con éxito".

El nuevo presidente de caja Rural del Sur está vinculado al sector agrario empresarial y cooperativo desde principios de los años 90. Es ingeniero agrícola por la Universidad de Huelva, Máster en Dirección de Empresas Agrarias por la ETSIA-ETEA de la Universidad de Córdoba y diplomado en varias titulaciones en materia de dirección empresarial y economía de escuelas de negocios como el Instituto San Telmo-IESE, ICEX o EOI.

Además de su actividad empresarial y dirección técnica en explotaciones agrícolas y ganaderas, García-Palacios Álvarez es presidente de la Federación Onubense de Empresarios (2015) y de Asaja-Huelva desde 2005. Fue presidente y fundador de SCA Valle Ancho de 1996 a 2012, es presidente y vicepresidente de cooperativas de 2º grado a nivel andaluz; es secretario de Cooperativas Agroalimentarias en Huelva; presidente de Interfresa y de varias organizaciones cuyo fin es promover y defender el sector agrario andaluz y nacional.

Su trayectoria profesional ha ido dibujando el camino que hoy se abre, una "ilusión" que siempre ha tenido, aunque "no una aspiración". Eso sí, ayer no escondía el peso que sobre los hombros da saber que hay 1.300 familias a su cargo y más de 300.000 socios a los que atender.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios