Economía

Las exportaciones andaluzas ralentizan su avance y crecen por debajo de España

Planta de Cobre las Cruces, en la provincia de Sevilla Planta de Cobre las Cruces, en la provincia de Sevilla

Planta de Cobre las Cruces, en la provincia de Sevilla / José Ángel García

Las ventas al exterior de las empresas andaluzas sufrieron un retroceso en el mes de mayo, cuando se situaron en 2.969 millones de euros, un 5,17% menos que en el mismo mes del año anterior. Ello se debió, fundamentalmente, al bajón en las ventas del aceite de oliva y sobre todo del fuerte retroceso de los apartados cobre y sus manufacturas y minerales, escorias y cenizas. En contraste, las exportaciones españolas se elevaron un 5,4%.

Este balance mensual ha llevado a que en lo que va de año –es decir, entre enero y mayo– las exportaciones andaluzas avancen sólo un 0,86%, hasta sumar 14.413 millones de euros, una cifra que en todo caso constituye un récord en este mes y que equivale a todas las ventas de 2009 (14.477 millones de euros). Sin embargo, por primera vez en el año el avance de este indicador es mayor en el conjunto del país, donde las ventas crecen un 1,89% (122.469 millones).

Dentro de este relativo frenazo, hay algo positivo. La región ha alcanzado en los cinco primeros meses de 2019 un superávit comercial con el exterior de 1.913 millones de euros, el mayor registrado desde que se tienen datos estadísticos (1995) para un periodo enero-mayo, con una tasa de cobertura que se ha situado en el 115,3%, hasta 25 puntos por encima de la registrada por España en su conjunto, que se situó en el 90,3%, con un déficit de su balanza comercial de 13.179 millones, según informa Extenda, la agencia andaluza de promoción exterior. La clave de este buen resultado está en las importaciones, que registraron una bajada del 7,2% interanual mientras en España las compras subieron un 2,5%.

Las importaciones bajan y eso propicia un superávit comercial récord en este periodo

En buena parte, la región se beneficia de su peso en el comercio de materias primas y como éstas están a la baja en precio, ello afecta tanto al valor de las ventas como al de las compras

Con estos datos, según Extenda, Andalucía se afianza como la segunda en el ránking de las comunidades autónomas más exportadoras, con el 11,8% del total nacional, sólo por detrás –pero aún a gran distancia– de Cataluña (25,5%) y cuyas ventas se elevan un 2,6%; y por delante de Comunidad Valenciana (11,06%), Madrid (10,2%), País Vasco (8,8%), Galicia (7,2%) y Castilla y León (5%).

Motores y frenos del crecimiento

Los motores del sector exterior andaluz en 2019 están siendo el sector agroalimentario, que cuenta con dos capítulos entre los que más exportan y más crecen; el aeronáutico, que crece un 5,2%, hasta los 1.168 millones, y los combustibles y aceites minerales, cuyas ventas se incrementan un 12,9% y siendo el primer capítulo exportador, con 2.037 millones de euros. Por el contrario, los capítulos que tienen peor comportamiento son los referidos al resto de materias primas, cuyos precios están cayendo en el mercado internacional: el de minerales, escoria y cenizas, que baja un 25,3% y suponen 844 millones; el de cobre y sus manufacturas, que desciende un 23,9%, hasta los 487 millones, y el de fundición, hierro y acero, que baja un 19,3%, hasta los 450 millones. También registró una bajada el capítulo de aparatos y materiales eléctricos, con un 12,9% menos, hasta los 658 millones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios