chirigota

Los sobrinos malos de Chuki Norris

El tipo. el muñeco diabólico. las coplas. Terroríficos, pero de verdad. Demasiado mal en sus entrañas. Un cuerpo angelical en el que se mete un diablo -se podría haber estado quietecito, no nos merecemos el infierno-. De película de serie Z. Asustan al público con su repertorio y con su afinación. ¿Muerte o abrazo? No sé lo que preferimos. Muerte en el primer pasodoble a los que engañan con piropos a Cádiz viniendo de fuera, aunque la mitad de la letra es la unión de los tópicos de la ciudad, pero -ojo- no cantan letras de hipocresía. Bueno, vale. Abrazo en la segunda copla a Pablo Ráez por su lucha contra la leucemia. Primer cuplé de cartelitos en el Concurso, en el que llaman carajote a Álvaro Ojeda. El segundo se merece un telonazo por su mal gusto sobre el juego de Pokemon. El popurrí se vuelve por momentos surrealista al hilvanar un despropósito tras otro. ¡Somos los Chukís! Pero con la tilde en la i. Apoteósico.

Puntuaciónes COAC 5 Puntuaciónes COAC 5

Puntuaciónes COAC 5 / Miguel Guillén

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios