Carnaval de Cádiz 2020 | La crónica del Domingo de Piñata Las coplas aprovechan hasta el último minuto de fiesta en la calle

  • El Carnaval 2020 se cierra con un día espléndido gracias a la buena meteorología

Vídeo resumen del Domingo de Piñata. / D.M.R.

En el ambiente se respiraba que el final estaba muy cerca. Pero como vida no hay más que una y Carnaval solo tenemos uno al año, había que exprimir hasta el último minuto la fiesta grande de Cádiz en su edición de 2020. Tras una tarde-noche del sábado pasada por agua en algunos momentos, la presencia del sol animó a las agrupaciones oficiales y callejeras, los gaditanos y los visitantes a echarse a la calle para disfrutar de un radiante Domingo de Piñata que puso el colofón a algo más de una semana de coplas en las calles.

Porque, al final, lo que perdurará del Carnaval 2020 serán las coplas y los buenos ratos, que para penas ya tenemos el resto del año. Un cuplé ingenioso, una idea transgresora, un tango con pellizco, un pasodoble punzante... y humor en todas sus formas, ya sea el más blanco para abrirse a todos los públicos o negrísimo para llevar al extremo a los “ofendiditos”.

La dispersión es un hecho que se acentúa cada vez más. Las bullas quedaron para el recuerdo, por lo que los grupos se reparten entre los grandes espacios y las esquinas más recónditas para ofrecer las coplas en sus diferentes formatos.

Incluso, Cádiz abre tanto sus puertas a los forasteros que por sus calles se llegan a escuchar las coplas que se pasean por otros concursos que no son el gaditano, pero que no tienen una condición de callejera. Esta curiosidad la protagonizó la murga onubense –porque en Huelva no se llama chirigota– '¡Qué choco llevo en lo alto!', unos legionarios que procesionaron a un choco. Su gran bandera del Recreativo de Huelva se pudo ver en torno a la una y media de la tarde en la puerta de la iglesia de San Pablo y posteriormente también se plantó en la escalera de Correos. No fue la única agrupación procedente del Carnaval Colombino que se pudo ver por Cádiz, ya que también ofreció su repertorio en el entorno de la plaza de las Flores la comparsa ‘El ángel de febrero’, quinto premio en el concurso onubense.

Uno de los principales focos de atención de la jornada se situaba en la plaza de Candelaria, en donde la Peña La Estrella celebró su XLIV Frito Popular Gaditano, en el que se fusionaron uno de los productos gastronómicos que más definen a Cádiz y las buenas coplas. Por el escenario pasaron a recoger los premios que concede esta entidad carnavalesca los coros 'Tócame', 'La colonial' y 'Al sonar las doce', las comparsas 'Los encaidenaos', 'Los aislados' y 'La ciudad de Dios', y las chirigotas 'Chernobyl, el musical', 'Los Geni de Cádiz', 'Los #Cadizfornia', 'No aguantamos más... vamos de impacientes' y 'Los niños de la Petróleo'. Asimismo, la comparsa 'Los salvajes' también actuó dentro de un homenaje que la Peña La Estrella le brindó a Faly Mosquera tras anunciar su retirada.

Candelaria no fue el único lugar en el que se unieron la gastronomía y el Carnaval, ya que quien quiso comer de gañote también tuvo como opción la XLI Tortillada Popular de Camarones de la AVV Campo de la Aviación del barrio de Loreto y la XXXVII Berza Carnavalesca de la AVV Murallas de San Carlos.

El coro 'Creaciones S.A.', en el carrusel del Mercado de Abastos. El coro 'Creaciones S.A.', en el carrusel del Mercado de Abastos.

El coro 'Creaciones S.A.', en el carrusel del Mercado de Abastos. / Jesús Marín

Durante este Domingo de Piñata se pudieron ver muchas de las agrupaciones oficiales por diferentes puntos de la ciudad. Uno de los momentos imborrables del último día del Carnaval 2020 se vivió en torno a las dos y media de la tarde en la plaza de San Juan de Dios. En la escalera del monumento a Moret ofrecieron un mano a mano la chirigota infantil 'Los Purry Baby’s', la chirigota juvenil 'Los burritos', la antología de Manolo Santander 'El batallón rebaná' y la chirigota de Los Palacios 'Yo soy tu padre'. No fueron las únicas agrupaciones que se vieron en esta plaza a esta hora, ya que la comparsa 'Los resilientes', de Germán García Rendón, dio buena cuenta de sus pasodobles ante la puerta de la cervecería La Nueva Ola, mientras que la chirigota 'Dio picha!', de la cooperativa La Chusma Celeste, hizo lo propio con sus cuplés en la entrada de la Casa Consistorial.

Otro lugar relajado para escuchar las coplas es la escalinata de la plaza Fray Félix, en donde se turnaron en torno a las tres de la tarde la comparsa 'La ciudad de Dios' y la chirigota 'Los Geni de Cádiz'. Por su parte, en la Catedral también coincidieron a la misma hora las comparsas 'Los aislados' y 'Los pacientes'. Por su parte, a las 16.45 horas, coincidieron ante la puerta de la iglesia de San Pablo la comparsa 'Los encaidenaos' y el coro 'Los garabatos'.

Los cambios en el carrusel de coros de la plaza de Mina dejaron una imagen algo diferente de este lugar, con mucho menos ambiente al avanzar la tarde al tomar los coros rumbo hacia la plaza de San Juan de Dios, lo que no quitó que en torno a las cinco de la tarde hiciera allí una parada la batea de 'Los payasos del callejero'. Por su parte, sí estuvo más animado el carrusel alrededor del Mercado Central de Abastos, en donde estuvieron los coros 'Tres deseos', 'Tócame', 'Rayadillo', 'La soñadora', 'Manos arriba!!', 'Érase que se era', 'Gloria bendita', 'Coromía' y 'Creaciones S.A.'.

Por su parte, las callejeras se hicieron fuertes alejándose de los grandes bullicios. Aunque tardaron en llegar a sus lugares habituales, poco a poco fueron desgranando sus coplas, como hicieron, por ejemplo, los romanceros 'El jubilado del metal' y 'Los lolailan de Long Island' en Mateo de Alba o la chirigota 'Los vengaviejos' en Rosario Cepeda.

Con las cenizas de la Bruja Piti, que jugaron una mala pasada al público a causa del viento y la tardanza en apagarse las llamas, se volvió a cerrar otro Carnaval. Un cierre que, sin embargo, no significa tristeza. Si se sigue con hambre de coplas, el Carnaval Chiquito lo saciará el próximo domingo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios