Balance

El triunfo del fútbol de toque

  • El camino mostrado por España sirve de aliciente para que otras selecciones como Italia o Francia cambien su estilo · El atrevimiento reinó en los grandes candidatos

Comentarios 1

La pelota fue la máxima ganadora de la Eurocopa, bien tratada por la mayoría de selecciones.

Los éxitos recientes de la selección española, campeona de Europa y del mundo, convencieron a muchos de que el camino para triunfar y gustar a los aficionados es el toque de balón, la preeminencia del futbolista de calidad.

Así, España dio continuidad a su ciclo victorioso al llegar a la final de la Eurocopa fiel a los principios que le hicieron campeón de todo. Alemania, decidida ya por un juego combinativo, no llegó al título pero fue semifinalista y continuará así con sus jóvenes jugadores. E Italia, que enterró definitivamente el catenaccio de la mano de Cesare Prandelli, demostró que para tener éxito no sólo vale la fuerte defensa y el contragolpe.

Y eso cuando se habló de que al juego de España, falto de profundidad por la falta de chispa de sus centrocampistas, la ausencia del goleador David Villa y la apuesta de Vicente del Bosque por jugar sin delanteros puros, le faltó mucha presencia en el área rival.

"No sólo no nos aburre, sino que lo pasamos bien. Nos ha dado victorias. Priorizamos más el talento que la fuerza o el fútbol físico. Disfrutamos nosotros, disfruta la afición y disfruta la gente del fútbol", se defendió Xavi, símbolo del fútbol español.

"España se cierra bien, recibe muy pocos goles. Aunque juega sin punta ataca con profundidad. Sus atacantes buscan la profundidad a la espalda de los defensores, es un fútbol moderno", lo definió el seleccionador italiano, Cesare Prandelli, admirador del Barcelona y de España.

Xavi, por su parte, alabó la evolución mostrada por Italia. "Quieren la posesión también. Ya no es el catenaccio de hace unos años, quiere el balón".

"Hace unos años el fútbol tendía más al físico, más de contención y de especular, y los futbolistas más débiles como yo nos hemos sentido muy bien con este estilo. Estoy muy contento de que haya cada vez más gente jugando un fútbol más vistoso y de ataque", dijo Xavi. Italia ha obrado el cambio y ha tenido éxito, lo que puede asegurar que la azzurra deje de vincularse al fútbol defensivo, imagen existente en el ideario de prejuicios del fútbol.

"Tras haber ganado cuatro Mundiales es necesario un momento de humildad y de fuerza para poder cambiar, y el míster estuvo fantástico para darnos la receta y guiarnos en ese cambio", dijo el capitán azzurro Gianluigi Buffon.

Rusia, pese a caer en primera ronda, está convencida de seguir la escuela de los técnicos holandeses que la dirigen desde hace tiempo y Francia, con Laurent Blanc, estaba decidida a hacerlo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios