Deportes

La tercera fase de la remodelación del Carranza apunta al Centenario

  • La misma empresa gestionará el derribo y la construcción para acortar los plazos

Reducir los plazos para llegar al Centenario con todas las gradas habitables. Ese es el objetivo directo del nuevo proyecto de la tercera fase de la remodelación del estadio Ramón de Carranza, que nació con un presupuesto orientativo de 45 millones de euros y que será presentado en los próximos días.

A diferencia de las dos anteriores, las que se acometieron para las obras de los Fondos y la Preferencia, los arquitectos municipales han dividido la última fase del proyecto en otras dos, encaminadas a saciar la demanda deportiva del Cádiz: que las gradas puedan ser ocupadas para el inminente centenario del club, en 2010. Según fuentes municipales, la gran novedad es que en cuanto se derribe la Tribuna, demolición prevista en principio para el próximo mes de enero, se podrá proceder a construir la nueva grada. Será la misma empresa la que derribe y la que construya. En las dos fases anteriores se procedía al derribo, y después se sacaba a concurso el proyecto de la construcción, con lo que no se podía asegurar con exactitud el tiempo de ejecución de las fases y entre una y otra actuación había mucho tiempo muerto. En esta tercera y última, la demolición de la Tribuna y la posterior construcción de la nueva grada será un trabajo conjunto, en una fase que irá de la mano. Después habrá una segunda actuación que irá dirigida a construir los locales comerciales y a urbanizar el entorno, en el que se incluye una pasarela que unirá el recinto deportivo con la avenida principal. Con esto, se asegura que el constructor ofrezca el plazo fijo en el que tendrá acabada la Tribuna, plazo que tendrá que cumplir, que es lo que deportivamente le interesa al Cádiz de cara a la celebración de sus cien años de historia.

Mientras se produzca al derribo de la grada principal del estadio, se podrá trabajar además en los equipamientos provisionales que acoja Fondo Norte, caso de los vestuarios, taquillas y las oficinas del club, porque será la misma empresa la que proceda al derribo y a la posterior construcción de la nueva Tribuna.

Con semejante proyecto, ideado por Enrique Huguet, consejero de Instalaciones, se reducirán de forma notable los plazos de la construcción de la nueva grada. Este proyecto irá viendo la luz en los próximos días, cuando sea presentado, y los responsables municipales y el presidente del Cádiz, Antonio Muñoz, tendrán que reunirse para decidir cuándo se dará el primer paso: el del derribo de la Tribuna.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios