fútbol AMISTOSO DE PRETEMPORADA

La pegada isleña marca la diferencia

  • El San Fernando bate al Algeciras tras el descanso gracias a Pau y Pablo

El Algeciras sucumbió por 0-2 ante el San Fernando. Los de Viso dejan buenas sensaciones ante otro equipo de superior categoría pese a ceder en el marcador. Los tantos visitantes, obras de Pau en la reanudación y Pablo en la recta final.

La sensación que desprendió el encuentro fue que el San Fernando tuvo mayor pegada, pero se topó con un Algeciras combativo y al que ya se le nota que empieza a calibrar más. Los albirrojos tuvieron a un Pablo Barroso inspirado. El guardameta algecirista salvó los muebles para dejar intacto el resultado hasta en cuatro ocasiones claras, aunque no pudo evitar la derrota.

El Algeciras CF fue de menos a más, ganando confianza ante un rival de superior categoría, y llegó a tener la más clara del partido más allá de los goles. Antoñito marró un remate desde el borde del área pequeña gracias a un centro de Guti, que sacó a bocajarro el cancerbero azulino Rubén a los treinta y tres minutos de juego.

Barroso ayer se lució con varias intervenciones de mérito que impidieron que el resultado fue más abultado, mientras que Pablo De Castro, soberbio, se erigió en un salvavidas en la parcela defensiva ante el conjunto isleño, además de recorrer incisivamente la banda para sumarse al ataque.

El Algeciras salió dormido en el segundo tiempo y sufrió las consecuencias. A los cuarenta segundos de la vuelta de vestuarios, Vera casi anota el primero de la tarde-noche algecireña con un disparo cruzado que se marchó alto. Precisamente Vera, en la siguiente jugada estrelló un golpeo en la madera, que salió repelido. Pero dicen que a la tercera va la vencida y así fue, un remate de cabeza de Pau totalmente desmarcado, acto seguido, se coló en las redes de Barroso.

La contienda se igualó con la entrada de un nuevo repertorio de futbolistas que saltaron desde el banquillo. Pero el equipo isleño cerró el partido con un gol al contragolpe que llevó la firma de Pablo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios