fútbol liga santander

El nuevo año sienta mal a los azulgrana

  • El tropiezo en San Mamés supone la tercera vez que los de Luis Enrique no ganan a comienzos de enero

Luis Enrique se dirige a Piqué durante el partido contra el Athletic.

Luis Enrique se dirige a Piqué durante el partido contra el Athletic. / LUIS TEJIDO / efe

El regreso tras el descanso navideño no le sienta nada bien al Barcelona. La derrota sufrida el jueves en la ida de los octavos de final ante el Athletic en San Mamés (2-1) supone la tercera ocasión consecutiva en la que los azulgrana no consiguen ganar en el estreno del año natural.

Aunque Luis Enrique puso en juego a su teórico equipo titular, el Barça encajó dos goles en el primer tiempo. Pese a la reacción posterior y al dominio del juego, los catalanes no pudieron equilibrar el marcador.

Además, la derrota en Bilbao supone la primera en la Copa del Rey del Barcelona desde que Luis Enrique se hiciese cargo del equipo hace dos años y medio, en el verano de 2014.

Hasta el jueves, con el preparador asturiano los azulgrana acumulaban 17 triunfos y tres empates, lo que les ha valido dos títulos coperos.

Por tercer año consecutivo, el Barça afrontó el primer partido del año como visitante y como también ocurrió en las dos anteriores, no fue capaz de ganar.

El primer partido de 2016 lo jugó en Cornellà-El Prat el 2 de enero frente al Espanyol. Un derbi para empezar el año fue, sin lugar a dudas, una cita con mucha tensión ambiental. Sin embargo, concluyó sin goles.

Prácticamente un año antes, el 4 de enero de 2015, el cuadro catalán, también dirigido por Luis Enrique, afrontó el primer partido lejos del Camp Nou, en aquella ocasión en Anoeta frente a la Real Sociedad.

Perdió el Barça (1-0) y se abrió la caja de los truenos. Sobre todo porque el técnico azulgrana reservó a algunos titulares, entre ellos a Leo Messi, que ingresó en el terreno de juego mediado el segundo tiempo.

Messi y Neymar pasaron aquellas navidades en Sudamérica y regresaron a los entrenamientos dos días antes de la disputa del citado encuentro.

Tras aquella derrota se desveló una supuesta mala relación entre el técnico y la estrella argentina. A partir de entonces, Messi lo jugó todo y su equipo conquistó la segunda triple corona de su historia.

Ganó el Barça la Liga, que la cerró en la penúltima jornada en el Vicente Calderón frente al Atlético de Madrid (0-1), la Copa del Rey (3-1 ante el Athletic) y la Liga de Campeones (3-1 frente a la Juventus en Berlín). No obstante, aquella derrota en San Sebastián tuvo consecuencias, siendo la más sonada la destitución del director técnico, Andoni Zubizarreta.

Entre 2008 y 2014, el Barcelona jugó sus primeros partidos del año en el Camp Nou. De esos siete encuentros, los catalanes ganaron cinco (cuatro de Liga y uno de Copa) y empataron dos (Villarreal en Liga y Alcoyano en Copa).

La situación actual se vivió, prácticamente calcada, entre 2004 y 2007, cuando el Barça abrió el año natural como visitante y también encadenó una mala racha de resultados, ya que en partidos de Liga empató en Getafe (1-1) y perdió en Villarreal (3-0) y Santander (3-0). La única victoria en ese periodo se produjo en un partido de Copa de menor exigencia, pues se enfrentó al Zamora (1-3).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios