fútbol liga santander

El alcalde de Vigo insiste en atacar al Real Madrid

  • "Era conocedor de todo y no estuvo a la altura con los riesgos", reitera

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, lamentó ayer de nuevo que el Real Madrid no haya estado "a la altura de las circunstancias" en relación a la suspensión del partido del domingo contra el Celta en Balaídos, por cuanto "cuando se habla de seguridad, no se discute", argumentó.

Caballero atacó en rueda de prensa al Real Madrid por ejercer "presión a través de los medios" y por utilizar "mecanismos impropios de un club de fútbol para tratar de jugar ese partido, que era imposible por cuestiones de seguridad". Dijo que esperaba que la entidad blanca "cooperase" ante la decisión que tomó de aplazar el encuentro por los desperfectos causados por el temporal en la grada de Río, cuyos trabajos de reparación comenzaron ayer con vistas a recibir al Shakhtar en la eliminatoria de la Liga Europa.

Abel Caballero insistió en defender su decisión de cerrar Balaídos, porque "las decisiones sobre seguridad en Vigo las toma el alcalde, no el Real Madrid", y advirtió que no se cuestionó la suspensión por el mismo motivo del Deportivo-Betis.

El regidor olívico insistió en que no era viable la disputa del encuentro, después de que se hubiera desprendido parte de la cubierta, de que algunas planchas hubieran caído al terreno de juego y de que otras estuvieran en riesgo de caer.

A ese respecto, se remitió al informe de los técnicos municipales que alertaba de esos riesgos, así como de la imposibilidad de actuar en aquel momento sobre la cubierta, porque el viento podría poner en peligro a los operarios. "El Madrid era conocedor de todo esto, pero usó mecanismos impropios de un club de fútbol", reiteró. "No sé si están enfadados porque los eliminamos de la Copa", ironizó Caballero, quien rechazó las acusaciones del Real Madrid y subrayó que todo lo que ha dicho sobre la situación de esa grada de Balaídos "es absolutamente cierto". "Yo tomé la decisión correcta, y el Madrid no estuvo a la altura de las circunstancias", enfatizó.

Además, el alcalde de Vigo recordó que el pasado fin de semana también se suspendió el partido entre Deportivo y Betis por los daños que el temporal causó en Riazor. "En La Coruña esa decisión no se cuestiona, en Vigo sí porque jugaba el Real Madrid y se desataron todas las iras del universo", afirmó. "Yo esperaba que el Madrid cooperase".

Paralelamente, Toto Berizzo, entrenador del Celta, aludió a la suspensión y lo aprovechó para reclamar un estadio "acorde a la afición" del equipo, porque "Balaídos necesita una revisión". Para Berizzo, es una inmejorable oportunidad para que se acelere la remodelación de Balaídos: "Debemos tener un estadio acorde a la afición que tenemos, ésa es mi reflexión final".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios