Deportes

Al Sevilla le basta con su inercia ganadora

  • Un tanto de Llorente derrota a un combativo Eibar

El Sevilla sufrió mucho para ganar por 1-0 y sumar su duodécima victoria consecutiva en casa y con ella mantenerse en la lucha por Europa, aunque el Eibar jugó siempre sin complejos y buscó un mejor resultado hasta el final.

Se recordaba en el estadio Sánchez-Pizjuán que el Eibar arrancó un empate a cero la pasada temporada en un partido que el conjunto guipuzcoano planteó una seriedad defensiva a la que fue imposible doblegar. En esta ocasión el equipo de José Luis Mendilibar se presentó con la intención de volver a sumar en un campo donde los locales acumulaban once triunfos consecutivos en la Liga y reforzar con ello una moral que empieza a tambalearse después de una gran primera vuelta que lo tiene instalado en la parte media-alta de la tabla.

Los eibarreses, que acumulan ya seis derrotas en los últimos siete partidos con éste, sufrieron un serio revés a las primeras de cambio, cuando Llorente aprovechó la segunda acción de peligro de la que dispuso para hacer un buen movimiento en el área y marcar por bajo en la salida del meta Riesgo.

Sólo había pasado once minutos y el conjunto que dirige el guipuzcoano Unai Emery había abierto una lata a la que no pudo meterle mano en la anterior campaña.

La formación vasca tuvo que planear desde pronto un partido con la intención buscar la portería de Sergio Rico y ahí el Sevilla se vio suficiente para contener al rival, pero conforme avanzó el encuentro los visitantes empezaron a utilizar los espacios. En esos intentos, los hombres mas adelantados del Eibar, Adrián, Sergi Enrich y Borja Bastón, no encontraron sus opciones, mientras que el Sevilla tampoco estuvo fino a la hora de poner mas tierra de por medio en el marcador.

En la segunda parte se desarrolló el partido con unos tintes similares a la primera, con alternativas en las áreas pero sin aciertos para rematar las jugadas, lo que propició que con el 1-0 todo siguiera abierto. El conjunto local logró controlar la situación en la recta final del choque ante un rival que aguantó con los once titulares sin que Mendilibar considerara hacer ningún cambio hasta el minuto 85 y que dio más de un susto a los sevillistas, como uno de Sergi Enrich, que se resbaló tras regatear a Sergio Rico y quedarse solo.

Sevilla: Sergio Rico; Mariano, Rami, Carriço, Tremoulinas; N'Zonzi, Cristóforo; Reyes (Vitolo, 59'), Banega (Iborra, 77'), Krohn-Dehli; y Llorente (Gameiro, 64'). Eibar: Riesgo; Lillo, Pantic, Ramis, Juncà; Escalante (Saúl Berjón, 85'), Dani García; Radosevic, Sergi Enrich, Adrián; y Borja Bastón. Gol: 1-0 (11') Llorente. Árbitro: Martínez Munuera (valenciano). Expulsó al visitante Lillo por doble tarjeta amarilla (88'). Amonestó a los visitantes Dani García y Pantic y al local Mariano. Incidencias: Partido de la vigésima séptima jornada de la Liga BBVA disputado en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante cerca de treinta mil espectadores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios