Deportes

'Fratricidio' de los pilotos de Racing Engineering en Malasia

Racing Engineering se despidió del Gran Premio de Malasia, en el Circuito de Sepang, sin puntuar en la carrera corta, después de que el día anterior sumara los suficientes para afianzar su segunda posición por equipos en el Campeonato del Mundo de GP2 Series.

Los pilotos de la escudería sanluqueña no estuvieron a la altura que habían estado en la carrera larga. Muy al contrario, tras firmar ambos una buena salida, Norman Nato rebasaba a Jordan King y en la primera curva los dos monoplazas se tocaban, haciendo un trompo el francés que le dejaba en medio de la pista y le obligaba incluso a retirarse.

Jordan lograba continuar pero avisaba por radio de que la dirección estaba doblada y había sufrido daños en el alerón delantero. En la vuelta 10 había caído ya hasta el puesto 13º y en la siguiente entraba en boxes para cumplir la penalización que había recibido por el incidente con su compañero y para montar un nuevo alerón delantero y un juego de neumáticos de compuesto medio. El británico de la formación andaluza volvía a pista en la última posición y, aunque completaba varias vueltas muy rápidas, no conseguía terminar más arriba del 14º.

En conjunto, un día muy decepcionante para todo el equipo de Racing Engineering, que no sumó ningún punto en una carrera que podía haber terminado con sus dos pilotos en el podio. Ahora se abre una larga pausa de ocho semanas antes de la última prueba del Campeonato del Mundo de GP2 Series, que se disputará en el circuito de Yas Marina, en los Emiratos Árabes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios