golf lMasters de Augusta

Europa desafía el dominio estadounidense

  • El primer grande del año arranca sin claros favoritos y con el guadiareño Quirós entre la nómina nacional

El vergel del Augusta National está más frondoso y cuidado que nunca, aunque para el torneo que allí comienza hoy, el mítico Masters, el primero de los cuatro grandes del calendario, han girado muchas piezas del puzzle golfístico.

Los americanos se habían acostumbrado en la última década a gozar en Augusta con el dominio de Tiger Woods o con la alternancia de éste y su alter ego, el zurdo Phil Mickelson. De las últimas once ediciones, ocho fueron ganadas entre Tiger, Mickelson y Zach Johnson. Y desde el segundo triunfo, en 1999, de José María Olazábal -de regreso este año a Augusta-, ningún europeo se ha vestido con la Chaqueta Verde.

Este año todo es distinto. Tras la caída de Tiger, que afronta el torneo desde el séptimo puesto del escalafón mundial (el peor en sus 15 años como profesional), se ha producido un cambio de papeles. No en vano, el alemán Martin Kaymer y el inglés Lee Westwood figuran en cabeza de la lista, lo que es novedad para el Augusta más reciente, y el ritmo que marcaban hasta hace poco los pesos pesados del golf estadounidense se ha repartido por Europa.

Lo más curioso es que el dominio del Viejo Continente sigue difuminado como antaño por Augusta, lo que atañe también a los españoles Sergio García, Miguel Ángel Jiménez, Álvaro Quirós y el excampeón Olazábal.

Kaymer, de 26 años y el supuesto líder en Augusta, da como favorito al inglés Luke Donald; Westwood, preguntado al respecto, se decanta por el alemán; Tiger Woods, ni sabe ni contesta y sólo Mickelson, el defensor del título, figura en los pronósticos como el mejor valorado, gracias a su triunfo el pasado domingo en Houston.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios