Fútbol | Tercera División

El Conil prolonga ante la Lebrijana su racha positiva con Cortijo (2-1)

  • Mario García y Zequi tumban a rival combativo incluso con uno menos

Zequi y Mario García, goleadores del día, celebran el 2-0. Zequi y Mario García, goleadores del día, celebran el 2-0.

Zequi y Mario García, goleadores del día, celebran el 2-0. / Aragón Pina

El Conil prolongó ante la Lebrijana su buena racha desde que llegó al banquillo Alfonso Cortijo, con el que se han encadenado tres jornadas sin perder, sumando siete puntos de los nueve posibles.

En un partido condicionado por el fuerte levante, los locales afrontaron la primera mitad con el viento en contra pero así y todo supieron rasear el balón para intentar llevar la iniciativa. No obstante, la primera ocasión la tuvo en un tiro el visitante Lúa, auténtico motor del conjunto sevillano.

En el minuto 13, una contra de los amarillos acabó en falta que ejecutó magistralmente Fran Mejías para que, incorporándose a la acción desde atrás, Mario García rematara a la altura del punto de penalti al fondo de la red.

Con 1-0 el choque siguió por los mismos derroteros. Los visitantes no aprovechaban el viento y las pérdidas de balón eran constantes. En el 22’, centro de Lúa, cabecea José Mari y Gallego se luce.

Las ocasiones brillaban por su ausencia y hasta el 42’ no pudieron llevarse los aficionados algo potable a la boca. Eso sí, mereció la pena la espera. Jugadón de Zequi, que sortea a todos los que le salen al paso y bate por bajo a Iván Ares para establecer el 2-0 antes del descanso, al que se llegó con un susto al estrellar Cepero el saque de un córner en el larguero.

En la segunda parte, la vida al revés. Con el viento a favor, los de La Janda pudieron ampliar la cuenta en un zapatazo de Mario que rozó la madera, pero del 3-0 pasaron al 2-1.

Ya en inferioridad numérica por la expulsión de Carrillo, la Lebrijana recortó distancias en una falta de Ranchero que espoleó a los suyos, lanzados a por el empate. Cundió el nerviosismo en las filas del Conil, que buscaba sentenciar en una contra. Mario García mandó alto una buena opción en el 75’; Ranchero probó a Gallego dos minutos después y, ya en el 90’, otro tiro de Expósito se marchó ligeramente desviado.

Aunque el árbitro añadió cuatro minutos, la prolongación se desarrolló sin historia y los tres puntos se quedaron en el Pérez Ureba, que vuelve a respirar tranquilidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios