fútbol División de honor andaluza

"En el Chiclana estoy como en casa"

  • Moisés Arteaga toma el relevo de Raúl Procopio en el banquillo blanco "con idea de mantener la racha positiva"

El nuevo técnico del conjunto chiclanero toma nota en el transcurso de un entrenamiento. El nuevo técnico del conjunto chiclanero toma nota en el transcurso de un entrenamiento.

El nuevo técnico del conjunto chiclanero toma nota en el transcurso de un entrenamiento. / sonia ramos

Año nuevo y vida nueva en el Chiclana Club de Fútbol. La entidad no ha tardado en encontrar relevo tras la marcha anunciada de Raúl Procopio, que regresa a Gibraltar -en esta ocasión para entrenar al Saint Joseph, tras su paso por el Lincoln Red Imps- después de dirigir por última vez al equipo blanco el pasado 22 de diciembre en la victoria (2-0) frente al Xerez Deportivo en el Municipal.

Será un viejo conocido de la casa el que tome los mandos de la nave chiclanera. Moisés García Fernández Arteaga es el tercer ocupante del banquillo del Municipal en la presente temporada, un puesto por el que ya han desfilado Kiko Prieto y el citado Raúl Procopio. Arteaga, que acabó sus días como futbolista en el conjunto blanco, ya dirigió al equipo durante el curso 2013-14, finalizando en sexta posición con 48 puntos en el grupo 1 de Primera Andaluza. En marzo de 2015 tomó el relevo en el Balón de Cádiz a Alfonso Cortijo -que, curiosamente, también se marchaba entonces al St. Joseph gibraltareño-. Permaneció en la cantera amarilla hasta la conclusión de la pasada campaña en Segunda Andaluza, categoría a la que se vio condenado este equipo al ser arrastrado por el descenso del Cádiz B.

Para Moisés Arteaga, oficialmente al frente del equipo desde el pasado 27 de diciembre, volver al Chiclana es volver a casa. El técnico no oculta que tiene "un vínculo muy especial con el Chiclana, estoy como en casa. De hecho nunca me he llegado a ir. Sigo al Chiclana, siempre que puedo voy al Municipal, conozco a los jugadores… tengo mucho contacto con ellos".

Esta buena sintonía facilitó su llegada al club, pues fue el propio Raúl Procopio el que le comunicó su marcha al fútbol gibraltareño y "él veía con buenos ojos que yo cogiera al equipo. Ellos estaban pensando en mí y yo me ofrecí". Además, la entidad confía en que Arteaga mantenga la buena línea de trabajo impuesta por Procopio, pues ambos comparten "similares formas de trabajar, que es lo que más demandaba el Chiclana". También lo tendrá fácil para congeniar con la plantilla, pues "a más de la mitad de los jugadores los he tenido ya. Es una plantilla muy amplia, nos conocemos todos y sabemos lo que podemos dar. En mi primera etapa ya coincidí con muchos de los que están ahora".

El nuevo míster blanco está más que satisfecho con la plantilla que tiene a sus órdenes y no piensa que necesiten refuerzos para seguir creciendo en el presente curso liguero. "Con 25 jugadores que tenemos es complicado, el equipo no necesita nada, está muy bien compensado". Una vez se retome la competición, la idea es "mantener la racha positiva, tenemos dos partidos a priori asequibles contra los dos últimos pero hay que ir poco a poco, partido a partido, para meternos arriba".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios