Deportes

Buenas vibraciones en el filial amarillo

  • El Cádiz B recibe al Pozoblanco con cambios en la defensa y el centro del campo

El Cádiz B deja a un lado la derrota en el encuentro pendiente en Los Barrios, para seguir por la senda que había trazado en las últimas cuatro jornadas, con una victoria y tres empates. El Pozoblanco se cruza en el camino de los amarillos, a quienes viendo entrenar en los dos últimas días da la impresión de que hoy están capacitados para derrotar a cualquier rival.

Jesús Casas está muy pendiente del estado del terreno de juego para terminar de cerrar su once. Si la lluvia no castiga en exceso, abogará por un equipo muy ofensivo. Pero si el agua si continúa cayendo, tendrá que retocar la medular para poner a jugadores de menos toque y más lucha.

Es segura la variante en defensa y la medular. En la zaga, Garrido pasará al centro al entrar Julio en el lateral derecho; en el otro se mantendrá Lucas, que ya jugó en Los Barrios. Este cambio provoca que Fornell adelante su posición, retornando al centro para equilibrar la labor de creación con la de destrucción.

Casas, que sólo tiene la baja del lesionado Bienve, recuerda que el Pozoblanco "sólo ha encajado una derrota y cuenta con un bloque experto a pesar de la baja de Acaíñas". El técnico del Cádiz B está "muy satisfecho" del trabajo de sus hombres durante la semana, "da gusto verles entrenar", y tiene buenas vibraciones: "Hay ganas de hacer las cosas bien, el único camino para ganar", apostilla Casas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios