Deportes

"Antonio Muñoz tendría que haberme mostrado más apoyo"

  • Luis Escarti, ex directivo responsable de la cantera, lamenta que en el club "haya consejeros que no son hombres de fútbol"

Luis Escarti rompe su silencio para dejar las cosas claras y a cada uno en el lugar que merece. El que fuera hasta hace muy pocas fechas consejero responsable de la cantera del Cádiz, habla con la transparencia que siempre ha utilizado y despeja muchas dudas sobre los motivos que han propiciado su marcha. Escarti, con enorme diferencia sobre el segundo, ha sido el consejero más implicado y que mayor dedicación le ha mostrado a su parcela.

La caballerosidad de Luis Escarti le lleva a distinguir a las personas que lo merecen. "He trabajado muy a gusto con los empleados y colaboradores del club", palabras que de forma especial van dirigidas, entre otros, hacia Quique González (coordinador de la cantera) y Manolo Bienvenido (colaborador del fútbol base). "Me llevo una relación enorme de los entrenadores, jugadores y los familiares de éstos", agrega. Pero hay una historia negativa tras esa relación en la que Escarti ha sido claramente la víctima: "Lo he pasado muy mal con el tema del retraso en los pagos y me he encontrado muy solo. Lo único que deseo es que la persona que entre tenga más suerte y le hagan más caso que a mí", advierte.

El ya ex consejero explica que "han sido muchas las tardes de entrenamientos en las que los chavales de la cantera me venían muy tristes a decirme que no recibían el dinero de la gasolina y que sus padres no podían ponerlo para traerles a entrenar". "Escuchar eso todos los días desde el inicio de la temporada es muy duro. Le he echado horas al tema y he estado pendiente de todo, pero la situación del club ha terminado por cansarme". Y ahí es donde entra su carga hacia el máximo accionista (presidente hasta hace poco), del que dice lo siguiente: "Antonio Muñoz tendría que haberme mostrado más apoyo. Él sabía todos los problemas que había en El Rosal. Por eso digo que tendría que haberme apoyado más. En vista de todos los problemas yo estaba muy desilusionado y sin ánimo para seguir".

Los galones y la honradez son un grado, lo que autoriza a Escarti a reflexionar sobre los males del Cádiz: "Creo que hay que saber qué se quiere y cada uno aportar en su parcela. En el club hay gente a la que se debe escuchar más. Nunca me ha gustado el protagonismo, porque eso corresponde a los técnicos y los jugadores. A la cantera hay que darle cariño, tratarla con respeto, no con desprecio, y darse cuenta que es el futuro de un club pequeño como el Cádiz".

Sobre su relación con Muñoz, aclara que "no soy una persona de crear problemas en el club". "Con Muñoz me he visto poco, muy poco. Ha faltado comunicación. Creo que el tema de la cantera se trata mal. Una cosa es ser consejero y otra hombre de fútbol. Una cosa es gente que le guste el fútbol y otra la gente que, de verdad, es de fútbol. Me voy muy dolido y tremendamente decepcionado".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios