Deportes

Alzain Tareq encara su precoz debut con ilusión

La natación no es ajena a los prodigios adolescentes que acumulan medallas, pero el caso de Alzain Tareq supera lo conocido, pues romperá un récord al debutar hoy en los Mundiales de Kazán con sólo 10 años. "Es bastante lógico", afirmó sin embargo la protagonista de esta historia. "Soy la nadadora más rápida del equipo de Bahréin. Fui la más rápida entre mis rivales en la fase de clasificación. ¿Había nadadoras adultas? Sí, claro, pero tuve que superar a mis compañeras antes de llegar aquí", indicó la pequeña, que competirá hoy en los 50 metros mariposa y mañana en los 50 libres.

Hija de una profesora y un nadador profesional, su presencia genera un debate. "Hay que ver cuánta libertad o cuánta presión por parte de los padres y parientes hay. Creo que una niña de 10 años está mejor en un lugar de recreo que aquí en un Mundial", señaló el entrenador del equipo alemán, Henning Lambertz.

La Federación Internacional de Natación (FINA), a diferencia de otras federaciones deportivas, no pone un límite de edad. La Europea, en cambio, sólo permite la participación de nadadores mayores de 14 años. El domingo, el debate ya se abrió con la participación de la birmana Ahnt Khaung Htut, de 12 años, que nadó en solitario en las eliminatorias de los 100 metros espalda.

Pese a que por su preclasificación no va a competir de manera directa con las grandes estrellas, como Sarah Sjostrom, campeona del mundo en los 100 mariposa, Tareq tiene claro su objetivo: "Lo más importante es ganar la experiencia de competir en eventos de alto nivel y ver las habilidades técnicas de los campeones olímpicos famosos. Y, tal vez, agregar algunas de sus habilidades a mi repertorio".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios