Fútbol | Segunda División B Alberto González: “Ahora mismo todo es incierto”

  • El entrenador del San Fernando explica que aguarda con paciencia y resignación la vuelta a la normalidad, pero confiesa que no tiene claro cómo acabará la Liga

Alberto González, sobre el césped del Iberoamericano de Bahía Sur. Alberto González, sobre el césped del Iberoamericano de Bahía Sur.

Alberto González, sobre el césped del Iberoamericano de Bahía Sur.

En el estado de confinamiento en el que se encuentra la familia azulina, como toda España, el entrenador Alberto González abrió un chat, promovido por el jefe de prensa del San Fernando, Jesús Mayone, para contestar a los aficionados preguntas sobre la situación, cómo afecta al equipo, el futuro más inmediato y cuáles son las sensaciones del máximo responsable deportivo del conjunto de La Isla.

Así, desde el patio de su domicilio particular, en la localidad malagueña de Tolox, el entrenador azulino respondió a todas y cada una de las cuestiones que se le fueron planteando vía twiter, dejando a las claras que, de momento, se le ha roto una ilusión y un sueño que ya tenía en su poder, el buscar con el equipo isleño asaltar los play-offs de ascenso, aunque asegura que confía en que la competición tenga su conclusión cuando pase la crisis, para su moral, más temprano que tarde.

–¿Espera que la competición se pueda terminar?–La situación está tremendamente complicada y si tiene continuidad es muy posible que no dé tiempo material a concluir la temporada, aunque el presidente de la FEF ha señalado que, aunque se prolongue, se intentará cerrar la campaña y esperemos que así sea. De todas maneras la pinta no es buena y todo hace indicar que la pandemia será más larga de lo esperado. En estos momentos no creo que dé tiempo para terminar la temporada, pero esperaremos acontecimientos. De momento Rubiales sí ha dejado la puerta abierta a terminar de manera deportiva y eso es importante.

–¿Cómo está llevando el parón?–Pues a uno le gusta entrenar, estar en el campo, preparar las sesiones y, sobre todo, competir. En cuanto pasan varios días sin esa actividad, está claro que se produce un mono. De momento estamos pensando en ir haciendo cosas, mirando los partidos disputados, ver errores que corregir y poniendo sobre la mesa, siempre vía informática con el cuerpo técnico, las cosas que podríamos hacer. En un principio estamos analizando la situación en la que quedó el plantel antes de este parón y en cómo va a llegar el día que se vuelva al trabajo.

"En lo deportivo, esto nos afecta a todos, aunque a nosotros especialmente porque mirábamos al play-off"

–¿Cómo se siente?–Lógicamente, extrañado y apenado. Y digo lo segundo porque es una pena que ahora venía lo bueno, lo que gusta. Los dos partidos en los que se suspendió la competición eran dos encuentros muy importantes porque de ellos, aunque nada era definitivo, se podía haber visto hasta dónde éramos capaces de llegar. Está claro que la situación nos ha perjudicado a todos pero a nosotros, de manera especial, porque entrábamos de lleno en una pelea muy bonita, estábamos en un gran momento y no siempre tienes la oportunidad de pelear por jugar unos play-offs y nosotros estábamos en esa pelea, pero no queda otra que resignarse.

–¿Qué es lo que más le ha sorprendido del club?–Pues la cercanía y el recibimiento que tuve en el día de mi llegada. Creo que desde que llegué a La Isla me han acogido de manera especial. Bien es cierto que la situación deportiva ha sido positiva y que las cosas han salido bien, pero no es menos cierto que llegamos en un momento complicado y que todo han sido ayudas, tanto por parte del club como de la entidad en sí.

–¿Cuál es su objetivo personal?–Yo sigo soñando, de lejos, con disputar el play-off y lograr el ascenso. Ése es el sueño, que creo que es de todos. Me han dado una oportunidad impresionante, con un grupo de jugadores impresionantes, con una afición maravillosa, con un club que sería la envidia de todos, y ahora mismo solamente tengo el sueño de conseguir ascender con el San Fernando, porque el sueño no te lo puede arrebatar nadie. Lograrlo sería dar una increíble campanada. Soy de los que piensan que todavía tenemos vida y con ella no se pierde nunca la esperanza.

–¿Qué decisión cree tomará la Federación Española?–Pues su presidente se manifestó esta semana para dejar a las claras cuáles son sus intenciones. En un principio hay que tener en cuenta que todo es extraño, es nuevo, que no depende de uno, ni de otros, que la situación del país es la que es y que ellos tienen un gran marrón en sus manos en cuanto a la competición se refiere porque, al igual que nosotros, desconocen el tiempo que durará la pandemia que nos azota y en ello está la clave. Hay que esperar, con paciencia, el paso de los días, al menos esta semana y la que viene, y luego ver cómo está la situación.

"Me encantaría seguir y planificar la próxima campaña, pero tengo contrato hasta el 30 de junio”

–¿Qué plantilla se encontró?–Ya el proyecto era sorprendente. Cuando tomé la decisión de dejar el Jaén y venirme a La Isla, ya conocía al equipo y sabía del potencial con el que contaba, era consciente de que era un proyecto ilusionante, pero una vez dentro, ante la predisposición que tiene el plantel en el trabajo, las ganas que existen, la calidad que atesoran y la predisposición que han presentado desde mi llegada, eso sí me ha sorprendido de manera agradable.

–¿Está buscando jugadores para la temporada que viene?–Ahora mismo está todo muy parado y nuestro futuro es incierto porque nosotros hemos firmado hasta final de la temporada. ¿Qué nos gustaría continuar? Eso es indudable porque se avecina un futuro muy prometedor, con grandes proyectos y claro que nos gustaría formar parte de él. Pero hasta que esto no quede sentenciado no podemos mirar de cara al año que viene más de lo que hacemos habitualmente, ya que tenemos una cartera de jugadores que siempre sigues de manera especial, estés donde estés.

–El parón vendrá bien a los jugadores tocados, ¿no?–Es ver una lectura positiva de la situación. Está claro que en este tiempo se podrán recuperar jugadores importantes como es el caso de Raúl Palma o Pedro Ríos, que no pudieron estar en las dos últimas convocatorias, o Astras, que también no pudo ser convocado ante el Algeciras por un esguince en el tobillo. Este tiempo también le vendrá bien a Hugo Rodríguez, que ha estado jugando prácticamente desde mi llegada con molestias que deben de remitir con este tiempo inactivo.

–¿Qué futbolista es el que más le ha sorprendido?–Pues siendo varios, me quedo, sin lugar a dudas, con Pedro Ríos. Es increíble cómo, con 38 años, sigue dando lo que da, y no solamente en la condición física que posee y no pierde, sino en las ganas que tiene de jugar al fútbol, en cómo se cuida, en todo lo que aporta en los días de trabajo y cuando termina el mismo. Creo que es un ejemplo a seguir si uno quiere estar muchos años en esto del fútbol que es tan difícil.

–¿Qué opina de la afición?–Que es muy grande y que se merece una alegría. Cuando llegué se me informó de lo exigente que es la afición en las victorias y en las derrotas y eso es tremendamente bueno para el profesional, porque te obliga a dar un pasito más en los momentos complicados. A mí, personalmente, me ha encantado cómo vive el fútbol la afición de La Isla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios