Chiclana

El sellado del vertedero de La Victoria deberá estar ejecutado en enero de 2011

  • Medio Ambiente otorga al Ayuntamiento un plazo de casi dos años para abordar una actuación cuyo coste ronda los 5 millones de euros · Mientras, la instalación estará sometida a un programa de vigilancia

Enero de 2011 es el plazo marcado por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía para que se ejecute el sellado del vertedero de La Victoria, una actuación cuyo coste ronda los cinco millones de euros.

Este plazo, según comunicó a este medio la Delegación de Medio Ambiente, está sujeto a una serie de obligaciones por parte del Ayuntamiento, al que, en su condición de titular, se ha dirigido la Administración regional para que proceda a su cumplimiento.

Concretamente, las obligaciones requeridas por Medio Ambiente se refieren a la distribución de una capa de arena en la superficie del vertedero, actuación que ya se ha ejecutado, y al desarrollo de un programa de vigilancia de las aguas superficiales y subterráneas al objeto de evitar que se produzca cualquier contaminación y que, según señala el órgano provincial, "ya está desarrollando el Ayuntamiento".

Medio Ambiente, que remarca que el sellado del vertedero no podrá ir más allá de enero de 2011, ha vuelto a dejar claro que, "tal y como venimos señalando desde que se le requiriese al Ayuntamiento de Chiclana el desarrollo de dicha actuación, no vamos a contribuir económicamente a dicha ejecución por tratarse de una instalación en suelo privado".

De este modo, el equipo de gobierno tiene ante sí el reto de abordar, en tiempo y forma, una actuación con un coste demasiado elevado para unas arcas municipales que en los próximos meses estarán sometidas a un plan de austeridad en beneficio del cumplimiento de los servicios básicos y de la puesta en marcha de las distintas iniciativas que, en la medida de lo posible, promuevan el empleo en la localidad.

Para no hacer frente a este importante gasto, la Administración local le ha demandado al Consorcio Bahía de Cádiz que, conforme al convenio de cooperación rubricado en 1998, en el que se recogía que "el Ayuntamiento de Chiclana cede al Consorcio todos los derechos y obligaciones que ostenta en la actualidad en el uso y explotación del vertedero de La Victoria", se haga cargo de tan costosa actuación.

Una reclamación que fue elevada por el equipo de gobierno al Consorcio a final de enero y que a día de hoy, según fuentes municipales, "aún no ha sido contestada".

De lo que no cabe la menor duda es que el vertedero de La Victoria, su cierre en diciembre de 2007, está constituyendo un verdadero quebradero de cabeza para el Ayuntamiento, para sus distintos equipos de gobierno, y una losa para las maltrecha economía municipal, concretamente para la empresa municipal Chiclana Natural, que ha visto como el gasto en la recogida de la basura se ha incrementado de forma notable, pasando de los 11 euros por tonelada cuando aún estaba operativo el vertedero de La Victoria a los 30 actuales.

Un incremento, el referido, que es objeto de estudio por parte de los técnicos de la empresa municipal de cara a la puesta en marcha de la necesaria reducción de costes y que contempla la revisión de las rutas al objeto de que los contribuyentes no vean incrementado el recibo por tal servicio en torno a un 50%. Algo que, por otra parte, se podría haber amortiguado con un planeamiento, en tiempo, acorde con la obligada y esperada clausura del vertedero de La Victoria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios