Chiclana

Un convenio permite la construcción de 131 casas protegidas en la Cucarela

  • El acuerdo entre el Ayuntamiento y la Empresa Pública de Suelo de Andalucía también posibilitará el desarrollo del polígono de Miralrío y regularizar la situación de 50 viviendas en la calle Martinica

La permuta de terrenos entre el Ayuntamiento y la Empresa Pública de Suelo de Andalucía (EPSA) permitirá la construcción de 131 viviendas de Protección Oficial en la Cucarela (frente al instituto Fernando Quiñones) y el desarrollo del futuro polígono industrial de Miralrío.

Así, el alcalde, José María Román, y el gerente provincial de EPSA, Rafael Márquez, firmaron ayer el acuerdo urbanístico en Alcaldía en el que también se incluye regularizar la situación de 50 viviendas autoconstruidas en la calle Martinica.

La permuta consiste en la cesión de una parcela de propiedad de la empresa municipal Emsisa situada en Miralrío por cuatro parcelas en Cucarela 3 propiedad de la Empresa Pública de Suelo de Andalucía. Según el Ayuntamiento, con este intercambio, Emsisa podrá desarrollar cuatro promociones con un volumen total de 131 viviendas, de las cuales 119 se acogerían al programa de alquiler con opción a compra.

Por su parte, EPSA completa con esta firma el último de los trámites administrativos necesarios para el desarrollo del proyecto de Miralrío. De hecho, este próximo lunes presentará en la Gerencia Municipal de Urbanismo el proyecto de reparcelación y urbanización de este espacio industrial. El siguiente paso, sería la licitación de las obras del futuro polígono, añadió Román.

"Como responsable de EPSA en Cádiz quiero mostrar mi satisfacción por esta firma. Es una muestra de la colaboración entre las administraciones que permiten ponerse a disposición de los ciudadanos para el desarrollo del suelo industrial, que permitirá la creación de puestos de trabajo, y también la construcción de viviendas protegidas, que también creará empleo en su fase de construcción", declaró Márquez.

La otra operación incluye otorgar las escrituras de obra nueva y división horizontal o material de las fincas sobre las que se asientan dos promociones de 25 viviendas autoconstruidas cada una de ellas en la calle Martinica. "Las 50 familias que actualmente residen ahí tienen la oportunidad de regularizar su situación y de tener sus escrituras", ha apuntado el alcalde.

El regidor chiclanero, José María Román, también resaltó tras la firma de las operaciones urbanísticas que la Delegación municipal de Vivienda y la empresa pública Emsisa abrirá "una puerta importante" para poner en marcha dentro del Registro municipal de Demandantes de Viviendas la fórmula de pequeñas cooperativas.

"Se abrirá un plazo para que las personas, jóvenes o familias, interesadas en esta fórmula para construir sus viviendas puedan apuntarse en un registro. Así se crearán grupos de personas que realizarán pequeñas aportaciones económicas para este proyecto y que, cuando consigan una masa económica importante, tendrán muchas más opciones de optar a la financiación de las entidades bancarias que seguramente estén más dispuesta a apoyar estas iniciativas cuando tienen constancia de un comprador asegurado con una cierta capacidad económica", manifestó.

"El papel de Emsisa puede ser el de mediación o coordinación o el de, simplemente, poner en contacto a las personas interesadas en formar una cooperativa. En la medida en que esta posible línea de trabajo vaya siendo productiva y se incremente la demanda nos iremos adaptando a las necesidades".

De este modo, el regidor chiclanero añadió que "el Ayuntamiento cumple su papel facilitando el acceso a la vivienda a los ciudadanos, ofreciendo suelo de gran calidad, excelentemente situado y accesible a familias y jóvenes que deseen contar con una vivienda".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios