Chiclana

Nuevo impulso al producto local y a los comercios tradicionales

  • La Asociación de Empresarios lleva a cabo un proyecto para acercar a los productores agroalimentarios y a los comerciantes

La Asociación de Empresarios de Chiclana ha desarrollado un proyecto, financiado por la Junta, basado en la creación de Oficinas de Integración Comercial (OIC), como experiencia piloto en la provincia.

Los responsables del colectivo empresarial han impulsado este proyecto considerado necesario para el empuje del tejido empresarial de la localidad, y concretamente para dos sectores protagonistas tradicionales en la economía local, la producción agroalimentaria y el comercio tradicional.

El proyecto de la OIC ha tenido como objetivo principal mejorar la cooperación entre la producción agroalimentaria y el comercio local, así como fortalecer el asociacionismo a través del diálogo entre el sector de la distribución comercial y las organizaciones de productores con el fin de implantar un modelo de territorialización del comercio más sostenible. La OIC, en definitiva, desea potenciar el consumo de los productos autóctonos en el comercio de Chiclana, un comercio que responde a calidad, cercanía, especialización, a buen trato con el cliente y buen precio. Además, la OIC ha potenciado la producción agroalimentaria local desde la distribución comercial, es decir, el pequeño comercio que actúa como factor determinante para generar valor en el territorio. Como efecto positivo añadido, el consumidor obtiene el producto a unas condiciones más ventajosas, en precio y en frescura, al acortarse la cadena de distribución.

Con estos objetivos, la Asociación de Empresarios ha contactado con los productores de productos artesanales que dan identidad a Chiclana, como el embutido (butifarra-chicharrón), queso, sal, vino, pescado de estero, panadería y repostería artesanal, y con los comercios tradicionales. Durante el análisis, se ha detectado que la mayoría de los comercios vende productos locales, existiendo una relación directa con el productor y un conocimiento profundo del producto. Además se ha constatado que el producto local tiene una magnífica aceptación por el consumidor.

Asimismo, otro interlocutor básico, el Consistorio, ha colaborado en el diseño de la imagen corporativa representativa de los productos agroalimentarios locales y un tríptico con la información de referencia de los productores locales que han participado en el proyecto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios