Joaquín quiñones madera

"Lo más democrático que existe hoy en el Carnaval es la concesión del Antifaz"

  • Para dar más realce al acto, los Antifaces de Oro de 2013 se entregan hoy como apertura del Concurso El presidente de la asamblea defiende la fórmula de concesión del premio

-¿Cuál es la causa de haber aumentado este año el número de antifaces a componentes de tres a cuatro?, ¿es una medida provisional o se mantendrá en los próximos años?

-En principio, si siguen llegando currículos como este año, que hemos tenido 47, creo que la proporción es lógica. El único que damos a autores está equilibrado porque este año había siete aspirantes. En otras épocas se han dado también cinco.

-¿En qué documentos oficiales se basa la Asamblea Honoraria para certificar que los currículos entregados son veraces?

-Una vez que se reciben se cotejan con la base de datos del Aula de Cultura del Carnaval, que es la más completa. Luego se consultan los datos de las agrupaciones en los boletines de inscripción del Concurso, donde tienen que aparecer los nombres de los aspirantes. Creo que es exhaustivo. Es raro que alguien meta un engaño. Tampoco somos Sherlock Holmes, creemos en la buena voluntad de la gente. Antes ni se seguía un criterio fijo para otorgarlos.

-¿Por qué la concesión del Antifaz suele estar rodeada de polémica?

-Es normal que en un colectivo, el del Carnaval, con miles de personas, haya toda clase de opiniones en cuanto a la manera de dar los antifaces o los méritos que hay o no que tener. Pero hay quienes no se han enterado, no se quieren enterar o no les interesa enterarse. Respeto la opinión de todo el mundo, pero los diálogos de bache me traen sin cuidado. Siempre respetaré lo que apruebe mi asamblea, soberana. Y lo más democrático que existe hoy en el Carnaval es la concesión del Antifaz de Oro. Hay que mirar los intereses colectivos antes que los personales.

-Usted, cuando entró de presidente estableció un baremo para otorgar el Antifaz dándose un punto por año y otro medio punto por cada final alcanzada, cuando antes bastaba con tener 25 años de Concurso. ¿Es la fórmula menos mala?

-Sin duda alguna y con diferencia. Antes de que me dieran el Antifaz yo siempre defendí que había que premiar la cantidad y la calidad. Además, ante la avalancha de historiales se hubieran producido muchos empates y tendríamos que dar cada año 15 antifaces. El medio punto por final es lo que acaba marcando la diferencia. Mientras que dure mi mandato se llevará a cabo. Lo que sí me duele es que algunos antifaces que no acuden nunca a la asamblea, pero luego calientan en los baches diciendo que la fórmula no es buena, no recuerdan que se llevaron el Antifaz con 13 años de Carnaval. Tiene más valor el que se lo lleva hoy en día con 28 años y 20 finales, por ejemplo.

-La mayoría de las críticas se basan en que hay grandes carnavaleros que por no haber cumplido los 25 años no van a tener el Antifaz. Hablamos de El Peña o El Masa, ya fallecidos, o casos como los de Martínez Ares y el Catalán Grande, retirados del Carnaval pero dejando un legado importante. ¿Qué piensa usted de estas críticas?

-Toda generalización acarrea injusticias. Por eso digo que la fórmula es la menos mala, no que sea perfecta. También pienso en quienes con cierta edad se han retirado y se han quedado a las puertas de los 25 años. Ahora bien, de quienes se han retirado jóvenes porque han cambiado el rumbo artístico de sus vidas, no me acuerdo. Lo de los 25 años no lo he puesto yo, ya estaba de antes.

-¿Considera que hay algún carnavalero veterano o ya fallecido que se merece tener el Antifaz?

-Catalán Grande es un buen ejemplo. O bien Manolito el Cariñoso. Y El Purri, que no se me olvide.

-El año pasado se otorgó el Antifaz de Oro a título póstumo al Tío de la Tiza, ¿es intención de la asamblea premiar a otros carnavaleros fallecidos o fue algo puntual por el centenario de la muerte de Antonio Rodríguez?

-Fue algo puntual por la efeméride. Yo lo he propuesto a la asamblea alguna vez, pero no se ha aprobado. Muchos piensan que podemos encontrarnos rechazo de la familia por no habérselo dado en vida. Es que aquí se hace lo que diga la asamblea, que a pesar de que muchos son personas bastante mayores, asisten y participan. De 69 que somos, asisten entre 38 y 40. Se preocupan. La mentalidad ha cambiado.

-Históricamente se han concedido antifaces a personas ligadas a la organización del carnaval, ex delegados de Fiestas, postulantes o entidades. ¿Hay alguna posibilidad de que esto pueda repetirse?

-No. Según los estatutos de nuestra asamblea sólo pueden obtener el Antifaz autores o componentes de agrupaciones del Concurso.

-¿Convenza a los lectores de que otorgar o conseguir el Antiaz va más allá de entrar gratis de por vida en el Falla?

-Ellos están muy integrados, dan ideas, participamos en la organización del Concurso... esto es el sanedrín del Carnaval. Y muchos de ellos siguen aportando porque siguen participando. O sea, su meta no es entrar gratis en el Teatro Falla. Tenemos dos palcos y casi nunca se llenan.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios