Carnaval

Proponen una Gran Final con letras inéditas

  • También piensan que habría que permitir a los aficionados oír el fallo del jurado en el teatro

Los tres ex presidentes del jurado oficial consideran que la gran final luciría más si no se repitiera ninguna letra. Incluso sería más emocionante para el aficionado que todos los grupos empezaran de cero en sus puntuaciones.

Fernández Repeto expone que al tratarse de un concurso de repertorios "por eso se arrastra la puntuación". Pero admite que para el espectáculo "lo primero que se debía hacer es evitar que en la Final se repitieran letras". "La presentación es la misma. Un tango, un pasodoble y un cuplé también. Y lo mismo ocurre con el popurrí. Así que quien acude como público a la Final va para escuchar tres pasodobles y cuplés de comparsa, tres pasodobles y cuplés de chirigotas, y tres tangos y cuplés de coro. Lo demás se repite y eso no tiene sentido".

Manuel Rojas es más duro al señalar que "la Final, con vistas al gran público, es un fraude, en el sentido de que no gana aquella agrupación que mejor ha estado esa noche". Tampoco entiende que, después de lo que se paga por entrar en el Falla, se tenga que escuchar los premios en la calle. "Eso lo implantó Josefina Junquera en el año que se reinauguró el Falla con el criterio de que algunos iban a romper las butacas cuando se dieran los premios. Y eso nunca había ocurrido antes", asegura Fernández Repeto. "Se debería recuperar esa imagen, por supuesto. ¿Recordáis la foto que publicó el Diario de 'Los cruzados mágicos' saludando en un palco tras anunciarse el veredicto? Aquello era un espectáculo. Era bonito ver a las agrupaciones en el Falla celebrando su triunfo".

Manuel Rojas recuerda que antes de tomar esa medida, cuando el jurado se retiraba a deliberar, "el público seguía en el Falla y se creaba un ambiente muy bonito, algunos atrevidos hasta subían al escenario a bailar tanguillos. Y cuando se abrían las cortinas, estaban todos los componentes de las agrupaciones mezclados en el escenario y abrazados. Unos celebraban el triunfo y otros no, pero al final todos cantaban juntos Los Duros Antiguos. Eso era bonito. ¿Por qué no se hace ahora?".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios