Primera sesión de preliminares

Demasiada espera para tan poca recompensa

  • La chirigota de Cárdenas y Peñalver, lo más destacado en una sesión inaugural más bien mediocre y que finalizó pasadas las tres de la madrugada

Comentarios 27

La chirigota de Francisco Cárdenas y Ramón Peñalver fue lo más destacado de una discreta sesión inaugural, que comenzó con más de una hora de retraso respecto al horario previsto y finalizó superadas las tres de la madrugada.

No arrancó mal la jornada, con el coro Los pabellones ofreciendo un buen repertorio a la memoria de la madre de José María Barranco, fallecida esa misma mañana. Les siguió la chirigota isleña Los indecisos, con una actuación tan original como desconcertante, llevando el tipo que inspira su nombre hasta sus últimas consecuencias. Tras ellos llegó la comparsa jerezana Las américas, que se ganó a base de buenas y valientes letras el aplauso del público. No sería descabellado verles en la siguiente fase. El que no estuvo a la altura fue el cuarteto Los piratas del Cadibe, que no consiguió conectar con el público salvo con un par de chistes puntuales y la estrambótica risa de uno de los personajes, que contagió al graderío, aunque oída una vez, oída todas.

El punto álgido de la sesión llegó justo antes del descanso con la chirigota de Cárdenas y Peñalver, a los que se ha unido este año Paco Rosado como autor de la música. Con buenas letras, especialmente de pasodobles y cuplés, Los a la big, a la band, a la big band blues hicieron pasar un buen rato al público con su estilo dinámico y divertido. Además, un hiperactivo Dani Illesca hizo disfrutar al público con su particular interpretación de Aretha Franklin.

La comparsa femenina de Barbate A la mar Carmela fue la encargada de dar continuidad a la sesión con un repertorio que fue de menos a más en cuanto a letras y afinación y acabó con un buen popurrí bien interpretado que se ganó la ovación de sus incondicionales. Sorprendió la siguiente agrupación en saltar a las tablas con un tipo de lo más divertido y original. Los que llegaban a lo justo, de El Puerto, llevaron al Falla a un grupo de superhéroes ya viejos y con achaques. No les faltaba ni un detalle: Batman, la masa, el hombre araña o Hellboy, pero entraditos en años. Simpático su repertorio, si no consiguen el pase al menos hicieron pasar un buen rato a los presentes y evidenciaron una importante mejora respecto a 2008.

Tras la correcta comparsa onubense El castillo de los locos llegó la chirigota chiclanera Los desesperaos, que dejó cierta sensación de decepción al no desarrollar como se esperaba la buena idea del tipo. Cerró la larguísima función inaugural la comparsa de Marbella La cuenta de las verdades, que también defraudó tras las buenas sensaciones dejadas en 2007 con Los grandes y en 2006 con El muelle del hierro.

Pasadas las tres y cuarto de la madrugada, y en presencia ya de sólo unos pocos, los malagueños concluyeron su actuación y dieron carpetazo a una sesión inaugural que resultó más bien mediocre.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios