Brotes bordes

Por un Carnaval para siesos

LOS siesos ante el Carnaval tenemos ante nosotros como primera opción la alternativa radical: abandonar la ciudad y a ver qué nos encontramos cuando volvamos, si por las calles corren ríos de orín, si han destrozado el mobiliario urbano o si está la basura desperdigada. La cara de nuestros vecinos con ojeras de soportar el ruido y el hedor puede ser un regocijo para quien se lo pueda permitir. Luego está la versión para siesos tiesos: el exilio interior. Hacer acopio de suministros y encerrarse en casa hasta el día 10 de marzo.

Pero cabe también proponer al Ayuntamiento que de igual manera que hay un programa de ilegales, otro oficial, otro para niños, alternativas para jóvenes y actos para la mujer gaditana, que se nos tenga en cuenta. Al fin y al cabo somos mayoría. Silenciosa, pero mayoría. O un programa alternativo, un día del sieso o algo por el estilo. Por ejemplo: que suban el volumen de su música todos los bares y tartanas para que nadie pueda cantar; que se obligue a todos los bares afiliados a HORECA a que permitan mear en sus WC; que se ponga una plancha pringosa y una freidora de luto en cada esquina;que se cobre por la comida en todos los actos de esos que llaman gastronómicos para castigar a los jetas de Cádiz ;que Miguel Villanueva sea Dios de las Fiestas (infantil y adulto), Dios Momo, pregonero, presidente del jurado, presentador de la Final y Pimpi oficial; que se permita y se incentive el meado en las calles y plazas de Cádiz para seguir el axioma maoista de "cuanto peor, mejor". La Cabalgata que vaya por la Zona Franca recinto interior y luego siga por Puntales, Loreto, Cerro del Moro, Los Ducados, Los Porches y Grupos Fariña Ferreño, con algún actor del Pleistoceno Superior, si es que se puede mejorar lo de este año. Algunas iniciativas de este cariz que reivindiquen al sieso gaditano. Y una plataforma ciudadana que lo reivindique, no vamos a ser menos que los del Carnaval Chiquito.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios