fútbol Arcos CF - Salerm Puente Genil (2-2) · Utrera - Conil (5-0)

Cádiz CF

"No estoy cansado"

  • El técnico dice que "cuando no se gana se cuestiona al entrenador" y está molesto al considerar que se saca de contexto la cena con Vizcaíno

Comentarios 2

Cuando la victoria se aleja de la realidad cotidiana surgen los problemas. Las miradas se vuelven hacia el entrenador. Es la regla no escrita en el mundo del fútbol más allá de que sea justa o no. Seis jornadas consecutivas sin ganar y el equipo a un punto de la zona del descenso conforman un camino empedrado aunque hay tiempo suficiente para encontrar el rumbo adecuado. Quedan 35 jornadas hasta junio de 2019. Nada menos que 105 puntos en liza. Un triunfo el domingo rompería la mala racha y otorgaría tres puntos de tranquilidad a todo el universo cadista.

El entrenador del Cádiz Club de Fútbol, Álvaro Cervera, es consciente de que la situación actual no es nada fácil. No ocultó que vive un momento complicado en el banquillo. Lo reconoció durante una rueda de prensa en la que faltaron dosis de tensión. No le gustó al técnico la forma en que le fue formulada alguna que otra pregunta.

"Siempre que no se gane el entrenador va a estar cuestionado haga lo que haga. Se le cuestiona o no según los resultados, sin que se haga balance anterior y posterior sólo se mira el resultado", indicó Cervera en la habitual comparecencia de los viernes a modo de previa de la jornada de Liga. Asume que el negocio del balompié está montado así. El peso recae sobre el inquilino del banquillo y con ello convive.

Recibió el míster más preguntas relacionadas con la mala dinámica de resultados, como la cena que mantuvo el pasado lunes con el presidente, Manuel Vizcaíno, y el director deportivo, Óscar Arias, entre otros. Se le notó molesto a Cervera cuando habló de este asunto y explicó el motivo: las reuniones de trabajo son habituales. Ni mucho menos supuso una novedad la cena de marras. "Con el presidente como y ceno bastantes veces y parece que la importante es la cena del otro día cuando en realidad es una más".

El técnico expuso como algo lógico que "ahora hay más preocupación porque no se gana". Y en esa cena "hablamos de fútbol como hacemos siempre. Es normal que me reúna con el director deportivo, es algo que hago todos los días. Y como con el presidente de manera habitual. Si alguien le quiere buscar anormalidad porque el equipo no gana... Estoy preocupado porque soy el entrenador y no gano. También el presidente".

La tensión fue en aumento en la siguiente cuestión, cuando Cervera fue preguntado si acusa cansancio en el banquillo del Cádiz como sostienen aficionados del conjunto amarillo. No le gustó nada al técnico la forma de la pregunta. Eso sí, subrayó que "no estoy cansado" en un momento de tensión. "Si se le quiere dar veracidad a lo que diga un grupo de aficionados... La gente dice más cosas que no son esas y no me preguntan por eso". Y es que "siempre hay gente para todo, hay gente que el equipo no le gustaba cuando ganábamos".

Añadió que "siempre en un equipo hay dudosos, al decir dudoso es que hay gente no está contenta porque no juega. Tengo 25 jugadores de campo más tres porteros y juegan once. Se quedan 17 que no juegan".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios