Cádiz CF

Evitar la cuarta posición, el siguiente objetivo hasta el final del campeonato

  • El campeón será el Murcia o el UCAM y los amarillos pelearán por subir uno o dos puestos

Podía haber sido una jornada apasionante en la batalla deportiva por el liderato, pero el Cádiz se ha borrado de esas lides para centrarse en una meta menor. El próximo domingo, en el 33º capítulo del campeonato liguero, hay un doble enfrentamiento protagonizado por los cuatro equipos de arriba. Por un lado, se miden en la nueva Condomina el Real Murcia y el UCAM Murcia. El primero contra el segundo. Por otro, en el estadio Ramón de Carranza se ven las caras el Cádiz y el Sevilla Atlético. El cuarto frente al tercero.

El devenir de la competición ha restado vínculos entre ambos partidos porque dentro de ese grupo de cabeza se produce un distanciamiento entre los dos primeros y los otros dos.

La lucha por del liderato queda reducida en exclusiva a la batalla deportiva entre los dos clubes vecinos de Murcia. El equipo pimentonero manda en la tabla con 67 puntos, aventaja en cuatro al conjunto universitario. Si el líder gana se asegurará la primera plaza de manera casi definitiva -se iría a siete puntos con 15 por dirimir-, pero si el que vence es su inmediato perseguidor, se colocará a uno con cinco jornadas por delante. Uno de los dos será el que comparezca a la fase de ascenso como campeón del grupo IV, condición heredada del Cádiz, primero la pasada temporada.

El otro emparejamiento de la zona noble depara un duelo por la tercera plaza, ahora en propiedad del Sevilla Atlético, que suma 59 puntos, uno más que un Cádiz rezagado tras quedarse dos semanas seguidas sin sumar. La escuadra amarilla está obligada a reaccionar de inmediato para imponerse al filial de Nervión y escalar un puesto a la espera de posibles opciones de poder entrar de nuevo en la pugna por el segundo puesto. Una vez apartado del trono de modo definitiva, el reto que afrontan los gaditanos hasta el epílogo del torneo de la regularidad es quedar lo más arriba posible o al menos evitar una cuarta posición con la que vivió dos experiencias traumáticas en las temporadas 2010/11 y 2014/15, cuando fue eliminado a las primeras de cambio por el Mirandés y L'Hospitalet, respectivamente.

El examen ante un rival directo como el Sevilla Atlético será útil para calibrar el estado de un Cádiz deprimido después de perder dos partidos consecutivos. El equipo amarillo tiene ante sí un encuentro de los considerados de play-off y el camino más corto para tratar de sortear el cuarto puesto es una victoria en ese duelo directo ante el tercero. En caso de caer ante el equipo sevillista, el tercer peldaño quedaría a una lejana diferencia de cinco puntos y el goal average particular perdido ya que el partido de la primera vuelta acabó con empate a uno. Y cuidado con una derrota que llegue acompañada de un triunfo de La Hoya, quinta que se situaría a seis puntos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios