Playas

Las mareas vuelven a causar destrozos en Santa María del Mar

  • Las obras de emergencia de Aguas de Cádiz en los bloques, que vuelve a reclamar a la Junta una reparación, han sufrido daños

Imagen de los destrozos de los bloques que protegen el aliviadero en la playa de Santa María del Mar. Imagen de los destrozos de los bloques que protegen el aliviadero en la playa de Santa María del Mar.

Imagen de los destrozos de los bloques que protegen el aliviadero en la playa de Santa María del Mar. / Lourdes de Vicente

Las primeras lluvias y mareas con un poco de fuerza que tuvieron lugar la pasada semana en Cádiz han vuelto a causar estragos en los bloques que sirven de protección al aliviadero de pluviales que se encuentra en la playa de Santa María del Mar. La empresa municipal Aguas de Cádiz hizo unas obras de emergencia que concluyeron el pasado verano para reducir el riesgo de desprendimiento y también puso carteles y una serie de cintas para evitar que nadie transitara por los bloques, con el consiguiente peligro.

Cabe recordar que el tubo está protegido con unos bloques que con el paso del tiempo se ha visto que eran insuficientes para soportar la fuerza del oleaje.

Aguas de Cádiz hizo estas obras mientras mantiene un contencioso con la Junta de Andalucía, que fue la que proyectó y ejecutó las obras que concluyeron en el año 2011. En este sentido, realizó un informe y ha enviado escritos pidiéndole que ejecuten un proyecto distinto al que se hizo en su día, ya que desde el principio ha tenido problemas. Y es que ante el riesgo de colapso y rotura del emisario, Aguas de Cádiz está pidiendo que ejecute trabajos de reparación al considerar que los daños que presentan están motivados por una defectuosa proyección de los trabajos de los aliviaderos de pluviales.

No en vano, durante la ejecución de las obras en el año 2009, el colector que discurre paralelo con la ribera del mar por la playa de Santa María del Mar quedó al descubierto por los efectos de la mareas, quedando al descubierto por efectos de las mareas, provocando la rotura del paseo marítimo que se proyectó para la protección de la conducción.

En ese momento, se decidió modificar la protección colocando bloques de hormigón, aunque sólo se hizo en la parte del ramal afectado y, al no alcanzar el sustrato rocoso, no se garantizó la protección frente a la regresión de la playa.

Durante los años siguientes poco a poco se ha ido deteriorando cada vez más hasta el extremo que se han producido desprendimientos en los bloques de hormigón y oquedades en los mismos, a lo que hay que unir que el tubo está al descubierto en más de la mitad de su diámetro.

Aguas de Cádiz ya anunció en el pasado mes de julio que iba a iniciar acciones legales para exigir responsabilidades y la reparación de los daños a los distintos responsables que intervinieron en el proyecto y en la ejecución de las obras de los aliviaderos de pluviales de Cádiz ante el deterioro que presentan los emisarios de aguas de Santa María del Mar y el de La Paz-Puntales.

Estas obras fueron proyectadas y ejecutadas de acuerdo con el Convenio Marco para la Ejecución de Obras de Saneamiento y Depuración de Aguas residuales en Cádiz, suscrito entre la Junta y el Ayuntamiento de Cádiz. Gracias al mismo, la Consejería de Medio Ambiente, a través de la Agencia Andaluza del Agua, proyectó los dos aliviaderos que se encuentran en malas condiciones más el de Cortadura, que vierten mar adentro mediante emisarios submarinos para evitar los desagües directos en los paseos marítimos.

El proyecto se adjudicó en 2006 por un importe de más de 6,6 millones de euros y concluyeron en el año 2011.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios