Pleno del Ayuntamiento de Cádiz La reprobación del PP a Kichi queda sin efecto

  • El Pleno se decanta por una moción de apoyo a la sanidad pública y a la construcción del nuevo hospital y ni siquiera vota la propuesta de los populares

El alcalde de Cádiz, José María González 'Kichi'.

El alcalde de Cádiz, José María González 'Kichi'. / Julio González

La reprobación al alcalde de Cádiz, José María González Kichi, ha quedado sin efecto. La medida que el Partido Popular había elevado al Pleno de este viernes por la incomparecencia del alcalde ni de ningún miembro de su equipo en el incendio del hospital Puerta del Mar ni siquiera ha llegado a votarse. Una maniobra política del grupo Adelante Cádiz ha permitido sofocar que la intención de los populares no haya prendido, presentando una enmienda de sustitución que ha terminado saliendo adelante.

El presidente del grupo popular, Juancho Ortiz, argumentó la petición de reprobación en la conducta o actuación del equipo de gobierno el día del incendio. "Mientras todo Cádiz estaba pendiente del incendio y su evolución, y las autoridades estatal y autonómica estaban allí, el alcalde comentaba qué bien se lo estaba pasando viendo un programa de TV. Ni él, ni el concejal de Policía Local ni ninguno de los once ediles restantes del gobierno hicieron acto de presencia en el hospital. Le dieron la misma importancia que si se quemara el Juanillo o el rey Momo", afirmó Ortiz, especialmente crítico con Kichi y su equipo. "Les importa un pepino Cádiz. Lo único que les importa es la nómina de 40.000 euros que no han cobrado en su vida y que cuando salgan de aquí, más temprano que tarde, no van a volver a cobrar", dijo.

Esta intervención de Ortiz ha dado lugar a una cascada de reproches y reprobaciones que han abarcado al equipo de gobierno, al Partido Popular, a la propuesta y a la enmienda e incluso al resto de grupos municipales. Así, Demetrio Quirós defendió la actuación municipal durante el incendio, e invitó a apoyar su enmienda de sustitución "si de verdad queremos hablar de sanidad pública".

Esa enmienda, a su vez, fue reprobada por los grupos municipales de Ciudadanos y de PSOE, afeando sus respectivas portavoces que "si de verdad les importara el hospital no lo llevarían como enmienda de sustitución a prisa y corriendo" (en palabras de Lucrecia Valverde); aunque posteriormente ambos grupos se abstendrían en su posición respecto a la enmienda de Adelante Cádiz.

Quirós apoyó la tesis trasladada por algún sindicato de que durante el incendio no funcionó el plan de seguridad y de autoprotección del hospital; y por ello fue también reprobado, asegurando Lucrecia Valverde que el plan del hospital funcionó, y apostillando luego Ortiz que el servicio de Bomberos ha garantizado que todo funcionó correctamente aquella desgraciada tarde-noche del 12 de febrero.

Así las cosas, todo quedó en un cruce de reproches. De reproches a un alcalde "que gasta más gigas que energía", como le afeó Mara Rodríguez; a un Partido Popular "que ha utilizado una desgracia para sacar rédito", como dijo el alcalde; e incluso a las listas de espera de la sanidad, a los papeles de Bárcenas o a las diferentes causas judiciales abiertas contra el equipo de gobierno en estos últimos años, como estuvo poniendo sobre la mesa Ana Fernández para contrarrestar el intento de golpe del PP con su reprobación.

"Estas propuestas no solucionan nada. Es la peor cara de la política. La reprobación la tienen que hacer los gaditanos cuando toque, porque la imagen que estamos dando es absolutamente deplorable”, afirmó la portavoz del PSOE en una reprobación generalizada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios